Trabajar en el circo, un sueño para los niños en Cuba

Girl performs with hoops during a training session at a circus school in Havana
Foto: ALEXANDRE MENEGHINI / REUTERS
ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 1  ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 3 ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 4  ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 6 ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 7  
Actualizado 13/10/2014 16:28:37 CET

LA HABANA, 10 oct (Reuters/EP)

   Un cine abandonado en un barrio obrero de La Habana, Cuba, esconde una escuela de circo donde unos 70 niños se preparan para conseguir su sueño de unirse al Circo Nacional de Cuba.

   Los aspirantes a convertirse en acróbatas escalan una cuerda,  mientras jóvenes malabaristas lanzan objetos de un lado a otro. Algunos realizan saltos gimnásticos en la cama elástica o en las barras paralelas. Otros buscan la posición de equilibrio sobre una tabla ubicada sobre un cilindro o saltan a la cuerda con los ojos vendados.

   A esta escuela asisten niños, los más pequeños de ocho y nueve años, que a veces necesitan viajar dos horas desde su casa para asistir a las clases. El programa incluye ejercicios físicos, de flexibilidad, barras paralelas, carreras, o equilibrismo.

   El techo de este cine abandonado está descubierto en algunas partes, pero nadie parece tener en mente las condiciones ruinosas del lugar mientras el clima les permita seguir entrenando.

ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 5

ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 2

   "Desde chiquita siempre decía, yo quiero ser del circo", afirma Daniela Rodríguez, de 12 años, "Al principio me daba un poco de miedo, pero ya no", añade.

   El circo es una oportunidad para que los cubanos puedan ganar dinero y una de las carreras más lucrativas que se pueden desarrollar en el país. Los artistas circenses cubanos que trabajan en el extranjero ganan como mínimo unos 1.015 dólares al mes, y por lo general obtienen mucho más, una fortuna en comparación con salarios que ganarían en Cuba.

   El director de esta escuela de circo es Odelmi Hernández, de 42 años, que trabajó como payaso de circo. Ahora guía a los estudiantes durante las tres horas diarias de entrenamiento y afirma que el programa de circo no solo les ayuda con su futuro, sino que también hace una labor social.

ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 9

ESCUELA DE CIRCO EN LA HAVANA 8

   "No todos, pero una gran cantidad de estos niños vienen en desventaja, de mala conducta, de madres y padres divorciados con conflictos en las familias", revela Hernández, a quien todos llaman Kiko. "A través de este proyecto, los incorporamos a la vida social. A partir del circo se les enseñan valores", señala.

   Estos niños esperan ingresar en el futuro en la Escuela Nacional de Circo de Cuba y poder poder viajar al extranjero y brillar profesionalmente. Las giras del Circo Nacional de Cuba como compañía también abren puertas a sus integrantes para trabajar en compañías como Ringling Brothers o el Cirque du Soleil.

   A pesar de que el Estado cubano adquiere una parte de sus contratos, "saben que en el circo ellos tienen un futuro como personas, futuro como artistas. Y triunfan en lo que les gusta", señala José Manuel Cordero, portavoz del Circo Nacional de Cuba.

   MÁS NOTICIAS... 

   Miembros del Ballet Nacional de Cuba desertan en Puerto Rico

   Los balseros cubanos siguen llegando a EEUU veinte años después del éxodo

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies