El presidente de la región española de Castilla-La Mancha mira al Canal de Panamá como un futuro nicho de mercado

 

El presidente de la región española de Castilla-La Mancha mira al Canal de Panamá como un futuro nicho de mercado

Contador
Canal de Panamá
EUROPA PRESS JCCM
Publicado 19/05/2017 13:14:16CET

   TOLEDO (ESPAÑA), 19 May. (EUROPA PRESS/Notimérica) -

   El presidente de la comunidad autónoma española de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha abogado este viernes por aprovechar como país el cambio de circulación del Canal de Panamá para entrar en el mercado que existe "al otro lado", y captar desde Sines (Portugal) "todo el flujo de comunicación del nuevo mercado de barcos mercantes", así como corregir el "desequilibrio territorial estructural" que ha motivado el hecho de que España durante años mirase sólo a Europa.

   "Uno de los grandes problemas que yo diviso como reto del país" y que se evidencia, a su juicio, en zonas como Talavera de la Reina (Toledo) y Almadén (Ciudad Real), es que España "entendió que nuestra gran salida era mirar a Europa" y la crisis ha hecho que "importantes bolsas de población empiecen a emigrar del oeste al este", estando convencido de que de que "no podemos pensar que hacia el Atlántico no hay perspectiva".

   En la inauguración en Toledo de la jornada 'Desafíos en la industria y la economía de Castilla-La Mancha', organizada por el diario Expansión con motivo de su XXX Aniversario, García-Page ha abundado en que "uno de los grandes problemas", y que divisa como "reto", del país está en ese desequilibrio territorial que existe entre el oeste y el este. "Si España se pone a mirar al Mediterráneo es evidente qué parte del cuerpo le está dando al Atlántico", ha ejemplificado.

   De ahí que el responsable autonómico vea "cierta perspectiva de mercado como país" en ese cambio que se va a producir en la circulación del Canal de Panamá, con la que se abren "otras perspectivas económicas" por los cambios que van a surgir en el transporte de mercancías, de la misma manera que un nuevo "eje comercial de América con Europa".

   García-Page ha repasado durante su intervención algunos de los retos a los que se enfrenta la región, entre los que ha citado la "normalidad y estabilidad institucional", seguro de que "hoy, más allá de todos los problemas que podemos tener se han calmado mucho las cosas", gracias a que en muchos sitios "estamos reconstruyendo", y siendo consciente de que los recortes "no han afectado a todos por igual" y que la salida de la crisis "está empezando a tener parámetros de injusticia".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies