Cristina Fernández recusa al juez y pide la comparecencia de Macri en un caso de presunta corrupción

Cristina Fernández de Kirchner
REUTERS / AGUSTIN MARCARIAN
Publicado 13/08/2018 18:39:34CET

   BUENOS AIRES, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

   La expresidenta argentina Cristina Fernández de Kirchner ha solicitado este lunes la recusación del juez y el fiscal que investigan una trama de supuestos sobornos en la que se han visto envueltos empresarios y políticos y ha propuesto que sea citado a declarar como testigo el actual jefe de Estado, Mauricio Macri.

   El escándalo salió a la luz públicas hace dos semanas y tiene como principal prueba los cuadernos del chófer de uno de los presuntos implicados, en los que se recogían movimientos de dinero sospechosos. Varios testigos arrepentidos han señalado al difunto Néstor Kirchner y a su viuda y sucesora en la Presidencia como líderes de una trama millonaria.

   Fernández ha comparecido este lunes por la mañana en el tribunal, donde ha presentado una serie de escritos en las que, entre otras cuestiones, pone en tela de juicio la imparcialidad del juez Claudio Bonadio --que ya ha procesado a la expresidenta en otra causa-- y del fiscal Carlos Stornelli.

   El texto, difundido en redes sociales por el abogado de Fernández, recuerda que la antigua mandataria "requirió ante el Consejo de la Magistratura de la Nación que se iniciara un juicio político" en contra de Bonadio por "graves irregularidades", por lo que considera que "no puede continuar al frente de esta investigación", según la agencia Reuters.

   Fernández, que se siente víctima de una "persecución judicial" desde que abandonó la Presidencia, ha negado "de manera terminante" los cargos de los que se le acusa y ha salido en defensa de su difunto marido, tachando de "absurdo" que se le pretenda culpar por la "cartelización" de la obra pública y cuestionando que los empresarios sean presentados "como las víctimas" en este caso.

   La expresidenta también ha aprovechado para lanzar un dardo contra su sucesor, Mauricio Macri, al solicitar que sea citado como testigo. En su opinión, tanto Macri como el presidente del Boca Juniors, Daniel Angelici, deben aclarar ante el juez si intercedieron de alguna forma para que un primo del presidente se beneficiase de algún trato de favor para ser testigo en el caso, informa el periódico 'La Nación'.

   Cristina Fernández tiene una terna de procesos judiciales abiertos, pero su condición de senadora le concede actualmente una especial protección. Según los medios argentinos, Bonadio se estaría planteando solicitar al Senado que le retire el aforamiento para que pueda rendir cuentas ante la Justicia.