Gas Natural vende su filial colombiana a Brookfield por 482 millones de euros

Contador
gas antural
WIKIPEDIA
Actualizado 18/11/2017 8:28:47 CET

Reitera su disposición a negociar con Colombia para recuperar su filial intervenida Electricaribe

MADRID, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

Gas Natural Fenosa ha llegado a un acuerdo con Brookfield para la venta de su participación del 59,1% en su filial de gas en Colombia por 482 millones de euros, según ha informado la empresa a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La venta de su participación en Gas Natural ESP, empresa colombiana de distribución y comercialización minorista de gas, supondrá valorar la compañía en 1.005 millones de euros y se prevé que la transacción tenga un impacto positivo para la española de 350 millones de euros después de impuesto para este mismo ejercicio.

La operación se desarrollará en dos fases. En la primera, que se prevé ejecutar dentro del ejercicio 2017, se transferirá una participación en la colombiana que conllevará la pérdida de control en esta última. En cuanto a la segunda, que se espera que se cierre en el primer semestre de 2018, se transferirá la participación restante por medio de una OPA directa o de exclusión para que tome de control del adquirente.

Según la compañía presidida por Isidro Fainé, la venta tendrá un impacto contable positivo después de impuestos para Gas Natural Fenosa de aproximadamente 350 millones de euros en el ejercicio 2017. Se basa para este cálculo en el crecimiento de la empresa gasista colombina que, desde su adquisición en 1997, ha aumentado su número de clientes desde 400.000 hasta casi 3 millones y los kilómetros de su red de distribución desde 5.000 hasta los más de 22.000 actuales.

Este resultado incluye tanto la plusvalía por la venta de la participación inicial como la revalorización asociada al resto de la participación, debido a la pérdida de control. Así, el beneficio neto atribuible después de impuestos para los últimos doce meses a
septiembre 2017 de esta actividad en Colombia asciende a 35 millones de euros, mientras que el resultado bruto de explotación (ebitda), a 138 millones de euros.

La operación supone valorar el 100% de la empresa en 1.005 millones de euros y la participación del 59,1% en 482 millones de euros. Según señala Gas Natural Fenosa, en la venta ha tenido especialmente en cuenta el grado de desarrollo del negocio logrado a lo largo de los últimos 20 años, alcanzando un 90% de penetración comercial, así como la contraprestación ofrecida por el comprador y su experiencia en la gestión de infraestructuras energéticas, además de la protección del valor para los accionistas minoritarios.

CONFLICTO POR ELECTRICARIBE

La operación se produce en medio del conflicto abierto con el Gobierno de Colombia por su filial Electricaribe, intervenida desde el pasado año por el país sudamericano. A este respecto, Gas Natural subraya que esta decisión no afecta a su voluntad de mantener un diálogo con las autoridades colombianas para evitar el procedimiento arbitral de protección de inversiones.

Así, Gas Natural Fenosa reitera su llamamiento a las autoridades colombianas para dejar sin efecto la medida de intervención para liquidación acordada en marzo pasado y trabajen "para buscar una solución acordada, satisfactoria y, sobre todo, sostenible para la prestación del servicio de suministro eléctrico en la zona en beneficio de los clientes, empleados, acreedores y accionistas de Electricaribe".

Y, para ello, apela al conocimiento que las autoridades colombianas han tenido en el último año de conocer de primera mano "la realidad del suministro eléctrico a la costa Caribe".

PREVISIÓN PARA EL CIERRE DE 2017

Para el cierre del ejercicio 2017, la compañía presidida por Fainé prevé un beneficio neto en el rango objetivo (entre 1.300 y 1.400 millones de euros) debido a que se espera compensar parte del resultado de esta operación con el anticipo en la ejecución del plan de eficiencias en curso, que implicará incurrir en unos costes de captura en el ejercicio 2017 de aproximadamente 100 millones de euros después de impuestos.

También tiene en cuenta para su previsión que las ventas de las participaciones en Italia, que generarán aproximadamente 190 millones de euros de beneficio después de impuestos, pueden cerrarse a principios del primer trimestre de 2018 y no en el presente ejercicio.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies