El juez brasileño Sérgio Moro asegura que el combate de la corrupción en Iberoamérica es posible con "voluntad política"

Sergio Moro
GETTY
Actualizado 28/02/2018 17:02:42 CET

   CIUDAD DE MÉXICO, 28 Feb. (Notimérica) -

   El juez brasileño Sérgio Moro ha señalado este miércoles en una conferencia magistral ante el Senado de México que se puede combatir la corrupción en Iberoamérica con "voluntad política".

   "La corrupción no es una enfermedad tropical y tampoco está en el ADN de los habitantes de América Latina, construyendo instituciones fuertes y con voluntad política es posible superar estos problemas", dijo el magistrado responsable del caso 'Lava Jato', cuya investigación condujo a desvelar una extensa trama de corrupción institucional en Brasil, según ha informado la agencia 'Sputnik'.

   Contrario a quienes esgrimen el profundo enraizamiento de las prácticas corruptas en la cultura política regional, que hunde sus raíces en los tiempos del régimen colonial español, Moro consideró que "no existe ningún destino manifiesto de los países de América Latina, para no lograr superar sus problemas con la corrupción".

   Del mismo modo, Moro ha señalado que "el esquema criminal era tan terrible" en Brasil, que en el año 2015 la petrolera estatal brasilera Petrobras reconoció en sus balances pérdidas contables enormes, que ascendieron a 2.000 millones de dólares, por el pago de "propinas" o sobornos.

   Invitado a México en coordinación con la asociación independiente "Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad", el juez brasileño ha hablado ante la Mesa Directiva del Senado, en presencia de las Comisiones de Puntos Constitucionales y Justicia de la cámara alta mexicana, para impartir la conferencia magistral "Nuevos paradigmas de la procuración de justicia: la experiencia brasileña".

   Por otro lado, Moro ha indicado que dentro de un régimen democrático, las instituciones de control deben funcionar efectivamente, lo que significa que se debe perseguir y sancionar los crímenes relacionados con este flagelo, que es el tema dominante en la agenda política mexicana.

   De lo contrario, "la corrupción diseminada afecta la confianza en la aplicación de la Ley y en la democracia", ha expresado Moro.