¿Por qué México no tiene segunda vuelta electoral?

A poll worker sorts ballots during the gubernatorial election in Toluca, Mexico
HECTOR GUERRERO - Archivo
Publicado 30/06/2018 2:09:48CET

   CIUDAD DE MÉXICO, 30 Jun. (Notimérica) -

   Este domingo 1 de julio, México celebra el mayor proceso electoral de su historia, unos comicios que vienen a sustituir a 3.200 representantes públicas, entre ellos al presidente de la República, Enrique Peña Nieto.

   A diferencia de la mayor parte de los países de su entorno, como son Estados Unidos, Colombia, Brasil, Argentina o Chile, México no celebra elecciones a dos vueltas, sino a una sola, al estilo de los sistemas parlamentarios europeos, y no como los sistemas presidenciales americanos.

   México es, así, uno de los cinco países iberoamericanos que no celebra balotaje en sus elecciones, junto con Honduras, Panamá, Paraguay y Venezuela.

   Aunque en múltiples ocasiones se ha levantado la polémica sobre instaurar una segunda vuelta, también en estas elecciones federales, por el momento triunfa en México el candidato con mayor número de votos, sin importar el número de personas que participen en unos comicios, es decir, mediante un sistema de mayoría relativa.

   En México ha sido imposible instaurar una segunda vuelta por el control que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) ha tenido sobre las instituciones durante las últimas décadas. Los triunfos del PRI acostumbraban a ser amplios, con lo que una segunda vuelta resultada innecesaria.

   En 1997, cuando el PRI perdió la mayoría en la Cámara de Diputados, el escenario cambió: a partir de entonces ningún candidato ha conseguido más de un tercio del apoyo del electorado.

   Desde entonces, ninguna fuerza política ha conseguido obtener la mayoría en el Congreso, si bien el PRI lo ha hecho posible mediante alianzas con otros partidos.

   La iniciativa de establecer una segunda vuelta se endureció en 2008, cuando el expresidente Felipe Calderón alcanzó la presidencia con una ventaja del 0,56 por ciento del electorado. La instauración de una segunda vuelta fue promovida por el propio Calderón, sin embargo esta propuesta permanece archivada, tal y como ha publicado 'BBC'.

   La inclusión de una segunda vuelta en los comicios se apoya en una consolidación de la legitimidad del triunfo de los candidatos y en que el balotaje facilita al creación de alianzas entre los partidos tras la celebración de la primera vuelta.

Contador