La patronal nicaragüense encarga a los obispos explorar un diálogo nacional con Ortega

 Daniel Ortega
STRINGER NICARAGUA / REUTERS - Archivo
Publicado 24/04/2018 19:49:49CET

   MADRID, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

   El Consejo Superior de la Empresa Privada (COSEP) de Nicaragua ha solicitado al arzobispo de Managua, el cardenal Leopoldo Brenes, que inicie los contactos con el Gobierno de Daniel Ortega para explorar la posibilidad de celebrar un diálogo nacional con el que zanjar la crisis abierta por la reforma de la seguridad social.

   Nicaragua ha vivido en la última semana las protestas más fuertes contra Ortega en sus quince años de mandato. El origen es una reforma del Instituto Nacional del Seguro Social (INSS) que aumentará las aportaciones de trabajadores y empresarios y pondrá a cotizar a los jubilados.

   La represión policial ha dejado escenas de auténticas batallas campales en Managua y otra ciudades, con munición real, balas de goma, gases lacrimógenos, cócteles molotov y barricadas incendiadas. Cruz Roja ha confirmado nueve muertos y más de 400 heridos, si bien otras fuentes consultadas por la prensa local hablan de una treintena de fallecidos.

   Ortega decidió dar marcha atrás el pasado domingo revocando el decreto presidencial que da luz verde a la reforma del INSS y tendió la mano a los manifestantes invitándoles a un diálogo sin condiciones. El COSEP, principal interlocutor, había exigido como requisitos previos el fin de la represión, liberar a los detenidos y respetar la libertad de prensa.

   El COSEP anunció el lunes, tras la última manifestación, que está dispuesto a sentarse a hablar con el Gobierno pero insistió en que para ello deben darse las condiciones apropiadas y solicitó a Brenes que se encargue de pactarlas con Ortega.

   Además, la patronal nicaragüense ha añadido un nuevo requisito, de modo que el diálogo no sea solo entre el Gobierno y la COSEP, sino que incluya también a otros sectores, entre los que ha mencionado expresamente a los estudiantes que han liderado la movilización contra Ortega.

   Cada vez hay más voces que se suman a las de los manifestantes. Este martes, el Consejo en Defensa de la Tierra, la mayor organización campesina de Nicaragua, ha emitido un comunicado convocando a sus bases a una huelga general hasta que el Ejecutivo ceda a las demandas planteadas.

   "Le hemos planteado al cardenal Brenes y a otros obispos cuáles son nuestros temas y los actores (que deben participar) y entendemos que la Conferencia Episcopal, si se presentan las condiciones, en el momento en que se presenten, nos van a citar", ha dicho el presidente del COSEP, José Adán Aguerri.

   El presidente de la Cámara de Industrias de Nicaragua (Cadin), Sergio Maltez, ha reclamado al Gobierno "un cambio profundo, ya que desde hace ocho días Nicaragua dio un giro inesperado exigiendo libertad, justicia y una democracia digna para mantener la paz que tanto nos ha costado".

   "Este no es el INSS, es un montón de cosas que han hecho que la gente despierte y creo que es el momento de que todos nos pongamos a trabajar por Nicaragua para que sea un país viable para todos", ha apuntado, por su parte, el presidente del Comité Nacional de Productores de Azúcar (CNPA), Mario Amador, según informa 'La Prensa'.

   La Conferencia Episcopal de Nicaragua todavía no se ha pronunciado. Sin embargo, el obispo auxiliar de Managua, Silvio José Báez, que ha ejercido de portavoz, sostuvo el lunes que no había condiciones para el diálogo. En las próximas horas dará una entrevista a la cadena estadounidense CNN, ha anunciado en Twitter.

   "En Nicaragua ha quedado abierto el camino para construir en modo pacífico y cívico un nuevo país, fundado en la libertad y la justicia social. ¡Es hora de reconstruir la democracia! ¡Es hora de que Nicaragua vuelva a ser república!", ha proclamado en dicha red social.