El primer ministro canadiense rechaza modificar el TCLAN y afirma que no se dejará "pisotear"

Justin Trudeau
REUTERS / POOL NEW - Archivo
Publicado 10/06/2018 8:56:09CET

LA MALBAIE (CANADÁ), 10 Jun. (Reuters/EP) -

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha cerrado la puerta a la exigencia estadounidense de incluir una cláusula de salida rápida del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), acuerdo comercial de México, Estados Unidos y su país, unas declaraciones que han supuesto el rechazo por parte del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de la declaración conjunta emitida por todos los miembros del G-7 tras la conclusión de la cumbre.

Trump -que regularmente amenaza con retirar a su país del Tratado de Libre Comercio de América del Norte- insiste en que Canadá y México deben acceder a la llamada cláusula "sunset" que permite a cualquier miembro salir del pacto dentro de cinco años.

Aunque Canadá y México sostienen que la idea es inmanejable, Trump afirmó a primera hora de la mañana en una rueda de prensa que el nuevo acuerdo debería contener dicha cláusula.

Al terminar las reuniones de la jornada, el primer ministro canadiense ha rechazado la idea en una conferencia de prensa. "No habrá una cláusula 'sunset', no lo haremos, no podemos firmar un acuerdo comercial que expira automáticamente cada cinco años", ha sostenido Trudeau.

"Creo que hay varias alternativas que podrían no ser del todo desestabilizadoras para el acuerdo comercial, y creo que estamos abiertos a la creatividad", ha añadido. "Los canadienses somos educados, somos razonables, pero no dejaremos que nos pisoteen", ha concluido.

Estas declaraciones han sido calificadas como "falsas" por parte de Trump, quien ha rechazado la declaración conjunta emitida tras la celebración de la cumbre del G-7 como respuesta.

"El primer ministro Justin Trudeau de Canadá ha actuado de forma mansa durante las reuniones del G-7 sólo para poder dar una rueda de prensa después de que yo me fuera, en la que poder decir que los aranceles de Estados Unidos son insultantes y que "no dejará que le manejen". Muy poco honesto y débil. Nuestros aranceles son una respuesta a sus impuestos del 270 por ciento en los lácteos", ha tuiteado el presidente de Estados Unidos.

Las conversaciones para modernizar el TLCAN, que empezaron a fines de agosto, se han estancado porque Canadá y México rechazan las demandas estadounidenses de aplicar cambios relevantes, como la cláusula "sunset" y elevar el contenido de partes de autos que se fabrican en Norteamérica.

Trudeau afirmó que había dicho a Trump que las negociaciones se complicaron aún más por la decisión de Estados Unidos de imponer aranceles a las importaciones de aluminio y acero canadienses, supuestamente por razones de seguridad. Canadá ha prometido tomar medidas en respuesta a partir del 1 de julio.