El Senado de México aprueba la polémica 'Ley Chayote', que podría poner en peligro la libertad de prensa

Senado de México
WIKIMEDIA COMMONS
Actualizado 27/04/2018 8:27:31 CET

   CIUDAD DE MÉXICO, 26 Abr. (Notimérica) 

   El Senado de México ha aprobado este jueves la polémica Ley General de Comunicación Social, conocida como 'Ley Chayote', que mantiene bajo control gubernamental la publicidad oficial que las instituciones públicas otorgan a medios de comunicación.

   La norma, aprobada por 60 votos a favor, 46 en contra y una abstención, modifica el artículo 134 de la Constitución mexicana y entrará en vigor el próximo 1 de enero de 2019.

   Algunos senadores se han mostrado disconformes con la promulgación de esta ley que, según ellos, permite que el Gobierno gaste el dinero de todos los mexicanos en hacer publicidad de sus propias actuaciones.

   De acuerdo con la norma, los medios de comunicación tendrán garantizada su libertad de expresión a la hora de contratar y difundir este tipo de publicidad gubernamental, sin embargo, para otros senadores, la ausencia de un marco normativo que determine las sanciones para los que hagan un uso arbitrario del reparto de la publicidad oficial producirá censura en los medios y en los propios periodistas.

   Además, esta nueva ley no especifica topes de gasto para la contratación de publicidad en los medios del Gobierno federal.

LAS ORGANIZACIONES CIVILES, EN CONTRA

   Este proyecto de ley se ha basado en las iniciativas presentadas por los grupos parlamentarios pero, según informan desde 'Animal Político', no incluye aquellas propuestas que habrían garantizado la transparencia y la imparcialidad en la asignación de contratos ni tampoco contempla la creación de figuras que auditarían el uso que se hiciera de los recursos públicos destinados a este tipo de gastos.

   Por todo esto, varias organizaciones de carácter civil, como Artículo 19 o Fundar, están en contra de la norma y consideran que legaliza la corrupción mediática.

   Según datos publicados por la propia Fundar en redes sociales, desde el año 2013 al 2017, el Gobierno federal ha gastado en publicidad 40.600 millones de pesos (algo más de 2.150 millones de dólares).