El TC de Chile permite la 'objeción de conciencia' personal e institucional en la nueva ley del aborto

REUTERS
REUTERS
Publicado 29/08/2017 12:37:26CET

   SANTIAGO, 29 Ago. (Notimérica) - .-

   El Tribunal Constitucional (TC) de Chile ha establecido la disposición de la "objeción de conciencia" en el desarrollo de la recién aprobada ley del aborto bajo tres causales --que incluye la despenalización de esta práctica en caso de que exista riesgo para la madre, inviabilidad del feto o violación--, la cual podrá ser invocada por la institución o el equipo médico encargado de llevar a cabo el procedimiento.

   "La objeción de conciencia es de carácter personal y podrá ser invocada por una institución", indica el fallo completo del TC que ha dado luz verde a la despenalización del aborto en el país sudamericano y que en la página 133 de un informe con los detalles de la sentencia que rechaza las impugnaciones del partido 'Chile Vamos' respecto al valor constitucional de la nueva ley.

   De esta manera, el TC contempla que hospitales, clínicas o centros médicos, así como personal sanitario y equipos médicos, puedan negarse a llevar a cabo el procedimiento bajo el alegato de 'objeción de conciencia', incluso con la ley de despenalización por las tres causales aprobada.

   Se da respuesta de esta forma a la solicitud de algunos centros de asistencia chilena como el Hospital Clínico de la UC, el Hospital Parroquial de San Bernardo y la Clínica Universidad de Los Andes, los cuales han rechazado públicamente la práctica de abortos bajo cualquier hecho, incluído en casos de emergencia --como cuando se da el vencimiento del plazo de 12 o 14 semanas--.

   El proyecto original aprobado por los parlamentarios señalaba la objeción de conciencia como una decisión personal, lo que no incluía ni a instituciones ni entidades. Sin embargo, el fallo final del TC argumenta que "el Tribunal Constitucional fundará su decisión respecto al derecho de libertad de conciencia y religión que ostentan las personas jurídidas, en materia de objeción institucional".

   La abogada representante de 'Chile Vamos', Ángela Vivanco, ha declarado al diario 'Cooperativa' que la objeción de conciencia es el último y el final reducto de la idea de protección de la vida humana que todos podemos tener y que merecemos poder esgrimir frente a la pretensión del Estado de exigir practicar abortos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies