Editado por Europa Press 28 de Noviembre 2014

Wikileaks

Diplomáticos de España, EEUU y otros países comentaron la corrupción en Argentina, según Wikileaks

BUENOS AIRES, 26 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Diplomáticos de España, Estados Unidos, Alemania y Finlandia comentaron en privado la corrupción en Argentina que obligaba a sus empresas a pagar sobornos, según se desprende de los últimos cables diplomáticos estadounidenses publicados por Wikileaks.

   Los funcionarios de estos países cruzaron información sobre los sobornos que se les pedía a sus empresas y, en algunos casos, le reclamaron al Gobierno argentino. En concreto, el secretario general de Presidencia, Bernardino León, manifestó en septiembre de 2008 que "Argentina es muy preocupante", según el cable estadounidense, ya que "las empresas españolas presentes en el país americano estaban preocupadas por el tono populista del Gobierno, la polarización política y los niveles de corrupción".

   León transmitió al entonces responsable de la región de América Latina del Departamento de Estado y ahora embajador en Brasil, Tom Shannon, que había personas y movimientos "complicados" en torno a la presidencia y que muchos cargos vivían según el lema "un político que es pobre es un pobre político".

   Las irregularidades habrían llegado a tal punto que el embajador estadounidense en Buenos Aires, Earl Anthony Wayne, afirmó, en febrero de 2008, cuando Cristina Fernández de Kirchner llevaba poco menos de dos meses de mandato, que el nivel de corrupción oficial detectado parecía "tan malo o peor que con (Carlos) Menem".

   "En el área petrolera, dos viejos amigos de Néstor Kirchner han ganado muchas de las concesiones ofertadas públicamente", se lamenta Wayne en los cables diplomáticos en referencia a Lázaro Báez y a Cristóbal López, quienes se quedaron con 14 de las 15 áreas petroleras adjudicadas en marzo de 2007.

   "En un sentido casi perverso, cuando los funcionarios del gobierno argentino dicen constantemente que 'hay dinero para hacer en Argentina', quizás el verdadero mensaje es que, sí, hay dinero para hacer, siempre que sepas cómo -y con quién- realmente se 'hacen negocios' en Argentina", señala el embajador.

   También el embajador de Alemania, Wolf Rolf Schumacher, transmitió a Estados Unidos lo que definió como "corrupción generalizada". En concreto, relató cómo el presidente de una empresa alemana "fue a ver al ministro de Planificación, Julio De Vido, para quejarse porque uno de sus adjuntos le había pedido un soborno y el presidente se había negado".

   "Al parecer De Vido no se interesó por obtener el nombre del corrupto, sino que recomendó al presidente de la compañía que grabase en vídeo la próxima petición de soborno", explica el cable de Wikileaks.

   En otro caso de denuncias de corrupción a nivel diplomático, la encargada de negocios de la Embajada finlandesa en Buenos Aires, Petra Theman, afirmó que la corrupción es la causa determinante de que la papelera finlandesa Botnia se decidiera por Uruguay y no por Argentina para emplazar su proyecto de fábrica, que finalmente derivó en un enfrentamiento diplomático entre Buenos Aires y Montevideo debido a las protestas de los grupos ecologistas argentinos.

   Theman afirmó que Argentina, y la provincia de Entre Ríos, en particular, intentaron llevar a la papelera a su territorio, pero que los "altos niveles de corrupción" locales, "comparados con los mucho más bajos en Uruguay" fueron uno de los factores por los que las inversiones optaron por el otro lado del río.


VÍDEOS

 
© 2014 Europa Press. Está expresamente prohibida la redistribución y la redifusión de todo o parte de los contenidos de esta web sin su previo y expreso consentimiento.
Acerca de notimerica.com
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies