Abertis, UNICEF y el Instituto Guttmann se unen para evitar que los niños mueran tratando de llegar a la escuela

Hacer entender a los niños la necesidad de denunciar el acoso es importantisimo.
ISTOCK
Actualizado 01/03/2018 13:40:03 CET

   500.000 mueren cada año en las carreteras y 700.000 acaban en silla de ruedas

   MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Abertis, el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF) y el Instituto Guttmann han presentado este miércoles la iniciativa 'Rights of way', con la que buscan que los niños que cada año son víctimas de accidentes de tráfico tengan que lidiar con el menor número de secuelas posible. 

   Dos equipos médicos multidisciplinares se desplazarán a Filipinas y Jamaica para realizar sesiones informativas con los profesionales de salud locales en las que compartirán las prácticas más indicadas para prevenir y tratar las lesiones en los menores derivadas de los accidentes de tráfico.

   El objetivo de la iniciativa es educar a los médicos nacionales de estos países, pero también a las familias de los menores afectados y, a ser posible, transformar la legislación y el panorama cultural en Filipinas y en Jamaica para que ambos países den más importancia a la seguridad vial, según ha explicado el director ejecutivo de UNICEF Comité Español, Javier Martos.

   'Rights of way' comenzará su andadura en estos países, por la tradición de cooperación existente con ellos, según ha recordado el secretario de Estado de Cooperación Internacional y para Iberoamérica y el Caribe, Fernando García Casas, aunque se espera que pueda extenderse a más países. El director de Relaciones Institucionales y Responsabilidad Social Corporativa de Abertis, Sergi Loughney, ha recordado la empresa y UNICEF trabajan juntos en muchos otros lugares, como por ejemplo Brasil, donde 8.000 motoristas mueren cada año.

   La iniciativa beneficiará a 250.000 menores en Filipinas y a 13.000 en Jamaica. La diferencia se debe a que, en Jamaica, las instituciones participantes tratarán de llegar a los menores provenientes de comunidades más vulnerables, según Martos.

   Los accidentes de tráfico "son una realidad que pasa cada día y que encontramos por todo el mundo", ha recalcado el responsable de Abertis. Según Loughney, 500.000 niños mueren cada año en las carreteras y 700.000 acaban en silla de ruedas. En total, unos 1.800 millones de niños van a la escuela.

LA LACRA DE LOS ACCIDENTES DE TRÁFICO

   El Instituto Guttmann, que abrió en 1965 y fue el primer centro de rehabilitación de lesiones medulares en España, ha recalcado la experiencia de España, que ha reducido la siniestralidad en las carreteras en un 75 por ciento en los últimos 15 años.

   "Queremos ser útiles allá donde vayamos e intentar que lo inevitable, el accidente, sea lo peor que le pase al menor, y no que el pronóstico posterior sea malo porque haya habido poca pericia", ha subrayado el doctor Enric Portell Soldevila, del equipo del Instituto Guttmann.

   Soldevilla ha explicado que 'Rights of way' pretende difundir las prácticas médicas cuya importancia han descubierto durante sus 53 años de experiencia: el transporte seguro de los heridos al hospital es esencial para evitar secuelas; los menores pueden sufrir lesiones medulares que, en un principio, no se vean reflejadas en una fractura, etc.

   Martos ha puesto en valor la unión entre las diversas instituciones para poner en marcha el proyecto. "Ser una melé es un buen ejemplo de lo que tratamos de construir", ha declarado el responsable de UNICEF, centrándose en lo positivo que resulta sumar a distintos organismos por la lucha a favor de la defensa de los derechos de la infancia, como el derecho a ir a la escuela.

   'Rights of way' entra directamente en relación con la Agenda para el Desarrollo Sostenible de la ONU. Para 2030, la ONU pretende haber reducido el número de muertes en accidentes de tráfico a la mitad y haber mejorado el acceso a medios de transporte sostenibles, accesibles y seguros.