Los agentes mexicanos detenidos por la presunta desaparición de tres italianos los habían "vendido por 43 euros"

AGENTES POLICIA MEXICO
WIKIMEDIA
Actualizado 26/02/2018 16:17:33 CET

   CIUDAD DE MÉXICO, 26 Feb. (Notimérica) -

   Francesco Russo, hijo de uno de los italianos desaparecidos en el estado mexicano de Jalisco, aseguraba a la emisora de radio pública italiana RAI1 que los policías detenidos en las últimas horas que a sus familiares "los vendieron por 43 euros, algo monstruoso".

   "Los policías mexicanos vendieron a mis familiares por 43 euros de m..., es terrible. Esos sí son criminales, no mi hermano, ni mi padre ni mi primo", lamentaba Russo, familiar de Antonio y Raffaele Russo y Vincenzo Cimmino, todos procedentes de Nápoles.

   Este sábado fueron detenidos cuatro agentes de la Policía Municipal de Tecalitlán --al oeste de México, a 700 kilómetros de la capital--, por estar presuntamente involucrados en la desaparición de los tres ciudadanos italianos, quienes se encontraban en México comercializando generadores eléctricos.

   Tal y como habrían confesado los agentes, estos "vendieron" a miembros de la delincuencia organizada que opera en el estado, presumiblemente al cártel Nueva Generación, a los italianos, a quienes habías interceptado previamente.

   La familia de los italianos ha negado que ninguno de ellos tuviera relación con el crimen organizado o el narcotráfico. "¿Nosotros, narcotraficantes? Es una mentira", indicaba Danielle Russo, otro de los familiares, al diario italiano 'La Repubblica'.