La CIDH dicta medidas cautelares a favor de jóvenes manifestantes y sus familias en Nicaragua

Manifestación en Ncaragua
REUTERS / OSWALDO RIVAS
Publicado 25/05/2018 22:33:29CET

   MADRID, 25 May. (EUROPA PRESS) -

   La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha dictado este viernes medidas cautelares a favor de 13 jóvenes manifestantes y sus familias por considerar que corren peligro por los ataques y amenazas que han sufrido a causa de su labor de oposición al Gobierno de Daniel Ortega durante las recientes protestas en Nicaragua.

   "Tras analizar los alegatos de hecho y de derecho, la CIDH consideró que (...) se encuentran, en principio, en una situación de gravedad y urgencia, puesto que sus derechos a la vida e integridad personal están en riesgo", ha dicho en un comunicado, en el que ha indicado que "sigue evaluando otras solicitudes" de medidas cautelares.

   El organismo regional ha actuado después de que sus expertos visitaran entre el 17 y el 21 de mayo Nicaragua para "observar" la situación en el país y determinaran que se han cometido graves violaciones de los Derechos Humanos por el uso excesivo de la fuerza por parte de la Policía y "grupos paraestatales" contra manifestantes.

   Según los testimonios de estos trece estudiantes universitarios, "en su mayoría habrían sido objeto de actos de violencia como resultado de la represión en el marco de su participación en las protestas sociales emprendidas, incluso cuando desempeñaban labores de asistencia médica, auxilio a heridos, o bien, para proveer agua o alimentos".

   "En uno de los casos informados se denunció que tales personas (infiltrados) habrían rociado gasolina sobre un estudiante, quemado el rostro y cuello, y lo habrían amedrentado con 'quemarlo vivo', además de haberle golpeado severamente y después mantenido con sedación", ha relatado.

   Además, "serían objeto de una gran estigmatización". En varios casos, ha indicado, se habrían difundido imágenes de sus caras a través de fichas de identificación llamadas 'rostro del caos' que contienen información personal de ellos y de sus familias.

   "En consecuencia, la Comisión solicitó al Estado de Nicaragua que adopte las medidas necesarias para preservar la vida y la integridad personal de los beneficiarios y sus familiares" y que "informe sobre las acciones adoptadas a fin de investigar los hechos que dieron lugar a la adopción de la presente medida cautelar y así evitar su repetición".

CRISIS POLÍTICA EN NICARAGUA

   Las protestas comenzaron el pasado mes de abril por una reforma de la seguridad social que aumentaba las retenciones a trabajadores y empresarios y ponía a cotizar a los jubilados, pero crecieron rápidamente hasta reclamar la "democratización" del país.

   Según el balance de víctimas proporcionado por los expertos de la CIDH, al menos 76 personas murieron, 868 resultaron heridas y 438 fueron detenidas. La mayoría de las víctimas eran jóvenes manifestantes, aunque los investigadores regionales han identificado también a dos policías muertos y han registrado agresiones contra otros funcionarios.

   Ortega propuso como solución un diálogo nacional que arrancó el pasado 16 de mayo en medio de renovadas protestas. Son embargo, el mandatario 'sandinista' amenazó con más represión y sus interlocutores exigieron su dimisión. La Conferencia Episcopal, que ejerce de mediadora, suspendió el miércoles las conversaciones por falta de consenso.

   Desde la Organización de Estados Americanos (OEA), bloque regional de referencia al que está vinculada la CIDH, ha instado a Ortega a convocar elecciones anticipadas --las últimas fueron en 2016-- para zanjar la peor crisis política que ha sufrido en sus quince años de mandato.

Contador