Caño Limón-Coveñas suspende el bombeo tras un ataque con explosivos

Río Bojabá
TWITTER: ECOPETROL - Archivo
Actualizado 13/08/2018 8:53:54 CET

BOGOTÁ, 12 Ago. (Reuters/EP) -

El oleoducto Caño Limón-Coveñas, el segundo más importante de Colombia, ha suspendido su bombeo de petróleo tras sufrir un ataque con explosivos, según ha informado este sábado la petrolera Ecopetrol.

El ataque ha tenido lugar el viernes a última hora en una zona rural del municipio de Saravena, en el departamento de Arauca, en la frontera con Venezuela.

Ecopetrol --encargada de operar el oleoducto-- no ha precisado inmediatamente el perpetrador del ataque. Pero generalmente estos tipos de atentados suelen ser ejecutados por la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

"El hecho produjo derrame de crudo en capa vegetal y suelo, sin afectación a fuentes de agua, y alcanzó a llegar a un tramo de una vía terciaria que sirve de acceso alterno de Saravena hacia el municipio de Tame" ha informado Ecopetrol en un comunicado.

Pese a la suspensión del bombeo por el oleoducto, que cuenta con 780 kilómetros con capacidad para transportar hasta 210.000 barriles diarios de crudo, la producción y las exportaciones de crudo de los pozos de Caño Limón, operados por Occidental Petroleum, no han sido interrumpidas.

El oleoducto Caño Limón-Coveñas había reanudado operaciones a mediados de julio tras una parálisis de seis meses por una serie de ataques del ELN y el robo de crudo con válvulas ilegales.