Venezuela confirma seis "terroristas" detenidos por el ataque a Maduro

Esposas
COLPRENSA - Archivo
Actualizado 06/08/2018 10:28:48 CET

   MADRID, 5 Ago. (EUROPA PRESS) -

   El ministro del Interior de Venezuela, Néstor Reverol, ha informado este domingo que seis personas, que calificó de "terroristas", han sido detenidas por el ataque perpetrado ayer contra el presidente del país, Nicolás Maduro.

   En una declaración realizada en la televisión oficial del país, Reverol ha informado de que de los "terroristas" participó en 2017 en un ataque a una base militar en la ciudad central de Valencia, mientras que otro fue parte de violentas protestas antigubernamentales en 2014.

   "Es importante recalcar que uno de los detenidos tenía orden de aprehensión por su participación en la toma del Fuerte Paramacay", ha declarado Reverol, en referencia a la sublevación de un grupo de militares liderados por el capitán Juan Caguaripano, de la 41º Brigada Blindada, lanzó la 'Operación David Carabobo' con la que intentaron tomar unas instalaciones clave de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana en la ciudad de Valencia. Las tropas 'chavistas' frustraron el ataque, que dejó dos muertos y varios detenidos.

   El ministro de Comunicación e Información de Venezuela, Jorge Rodríguez, ha confirmado que el grupo insurgente que atentó contra la vida del presidente, Nicolás Maduro, planeó el ataque durante seis meses y usó tres aviones no tripulados cargados con explosivos que sobrevolaron la avenida Bolívar de Caracas durante el desfile conmemorativo de la Guardia Nacional.

   "Hubo tres explosiones, una explosión es un dron frente a la tarima presidencial, otro dron que se levantó y explotó hacia el lado derecho de la tarima, este dron estaba en una esquina de Caracas, llamada la esquina Curamichate, eso fue lo que generó que un sector de los familiares de los efectivos que estaban en la parada se desplazaran corriendo hacia la izquierda y un tercer dron explotó en las inmediaciones de un edificio al sur de la tarima", detalló el ministro.

   Por su parte, los críticos de Maduro han avisado de que el Gobierno podría usar el confuso incidente del sábado como un pretexto para atacar a sus adversarios con acciones represivas similares a las ocurridas en el pasado, como encarcelamiento de líderes conocidos y prohibición para que otros ocupen cargo públicos.

   "Alertamos contra el intento del gobierno de aprovechar este suceso para intentar quitar el foco (...) sobre la crisis social y económica, criminalizar a quienes legítima y democráticamente se le oponen, profundizar la represión y la violación sistemática del Estado de Derecho", dijo el Frente Amplio en un comunicado.