Google recuerda con un 'doodle' a la pintora Paula Modersohn-Becker

GOOGLE
GOOGLE
Publicado 08/02/2018 13:54:24CET

   MADRID, 8 Feb. (Notimérica) -

   Google ha decidido dedicar su 'doodle' de hoy a la pintora modernista Paula Modersohn-Becker, nacida en el seno de una familia acomodada el 8 de febrero de 1876 en la ciudad alemana de Dresden bajo el nombre de Minna Hermine Paula Becker.

   Desde sus inicios, Modersohn-Becker fue una artista revolucionaria que aprendió a dibujar en Londres, en la escuela St John's Wood Art School, cuando con 16 años fue enviada a Inglaterra para aprender inglés.

   Tras conseguir el diploma de maestra, y continuando con el perfeccionamiento de su gran pasión, la pintura, Paula continuó viviendo en Alemania. Con 22 años, viajó junto a su familia al pequeño pueblo de Worpswede, y en la visita conoció una colonia de artistas daban rienda suelta a su imaginación artística.

   Impresionada por el lugar, comenzó a visitar el lugar de manera constante y conoció al que tiempo después se convertiría en su esposo, Otto Modersohn, once años mayor que ella y artista de la colonia. Sin embargo, Paula decidió viajar a Paris, donde permaneció por un año y donde finalmente se comprometió con Otto Modersohn.

   Debido a la concepción de la época, y mientras la artista se encontraba en Paris, su familia trató de traerla de vuelta para que se preparara para su matrimonio, para lo que ya la habían inscrito en un colegio de cocina en Alemania.

   Sin embargo, ella se negó al plan, y continuó desarrollando su labor artística, hasta que finalmente regresó junto a Modersohn a Alemania y ambos se casaron en 1901. Casada y 'agobiada' por la concepción de esposa de la época, Paula continuó desarrolando su obra, siendo 1906 su año más productivo: pintó hasta 80 obras.

   Se convirtió en la primera mujer en realizar un autorretrato desnudo. Precisamente la mujer fue la protagonista en la mayor parte de sus obras, estando siempre retratada en momentos cotidianos, como dormir, amamantar o en labores del hogar.

   Poco después de quedarse embarazada, Paula Modersohn-Becker dejó algo de lado la pintura. El parto de su hija, Matilde, fue complicado y el médico recomendó reposo para que pudiera recuperarse. Sin embargo, días después y a pesar de haberlo llevado a cabo, al levantarse de la cama sufrió una embolia pulmonar que le hizo fallecer el 21 de noviembre de 1907 a los 31 años de edad.