La ONU celebra el "hito" judicial que supone la condena contra cuatro militares en Guatemala

Zeid Raad al Hussein
REUTERS / DENIS BALIBOUSE - Archivo
Publicado 24/05/2018 22:54:05CET

   NUEVA YORK, 24 May. (EUROPA PRESS) -

   El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Raad al Hussein, ha celebrado el "hito" judicial que supone la condena dictada el miércoles en Guatemala contra cuatro militares por los crímenes del conflicto armado porque contribuye a acabar con la "impunidad del pasado" y evitar la presente y futura.

   "Este fallo es un hito para Guatemala y más allá en relación con la investigación, el procesamiento y el castigo de las graves violaciones de los Derechos Humanos cometidas por altos cargos militares durante un conflicto armado interno", ha dicho Al Hussein en un comunicado.

   El jefe de Derechos Humanos de la ONU ha valorado que este fallo, así como otros anteriores, "envían el claro mensaje de que es posible para Guatemala avanzar en la lucha contra la impunidad del pasado, que de hecho fortalece la lucha contra la impunidad en el presidente y consolidar el Estado de Derecho".

   El caso se refiere a la familia Molina Theissen. Emma Guadalupe fue detenida en un control de seguridad de Quetzaltenango el 27 de septiembre de 1981 y trasladada a instalaciones militares donde fue retenida, interrogada y torturada, incluyendo violencia sexual. El 5 de octubre logró escapar pero al día siguiente su hermano Marco Antonio, de 14 años, fue capturado por hombres armados en su propia casa. Desde entonces está desaparecido.

   En 2004, la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) responsabilizó al Estado de Guatemala de la desaparición forzosa de Marco Antonio, pero hasta ahora la Justicia nacional había guardado silencio. Al Hussein ha reconocido "el valor y la perseverancia de esta familia que ha luchado durante tres décadas por sus derechos a la justicia y a la verdad".

   El Alto Comisionado ha instado a las autoridades guatemaltecas a dar un paso más y garantizar la seguridad de todas las personas --víctimas, testigos, jueces y fiscales-- que han participado en este proceso judicial y a dictar medidas de reparación a favor de los Molina Theissen que contemplen la localización de Marco Antonio y la no repetición de las graves violaciones de los Derechos Humanos cometidas en la nación centroamericana.

   La oficina de Al Hussein, que ha acompañado este proceso judicial, ha reiterado que disposición a seguir ayudando a Guatemala "en sus esfuerzos para luchar contra la impunidad del pasado y del presente, así como para apoyar a las víctimas y sus familias en la obtención de justicia".