Una periodista venezolana denuncia en un vídeo haber sufrido torturas mientras se encontraba detenida por la GNB

MIREYA VIVAS
TWITTER/DANIELLA ZAMBRANO
Publicado 13/07/2017 13:15:13CET

   CARACAS, 13 Jul. (Notimérica) -

   La corresponsal de NTN24 en Venezuela, Daniella Zambrano, ha difundido a través de su canal oficial de la red social de Twitter un video con el testimonio de una periodista venezolana que denuncia haber sufrido torturas y vejaciones por agentes de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) durante un arresto.

   Tal y como relata Mireya Vivas, quien fue detenida este martes 11 de julio en el municipio de El Hatillo --situado en el distrito metropolitano de Caracas--, fue arrestada por varios efectivos de la GNB y, como se puede ver en un vídeo en el que supuestamente se muestra el momento de su detención, fue agarrada y golpeada por uno de los efectivos que previamente había arrastrado por el suelo a una persona a la que tenía agarrada por los cabellos.

   

   

   La periodista dice que una vez detenida "me metieron en un cuarto que olía a orine, se ve que ahí colocaron a todo el que agarran, me tiraron una bomba lacrimógena y me cerraron la puerta". "Cuando ellos abren la puerta me ven que estoy entre la puerta y la pared, me sacaron por los pelos arrastrada y me dejaron en el piso", relata Vivas, que asegura que "cada vez que pasaban eventualmente me pateaban las piernas, me golpeaban con los cascos en la cabeza y después agarraban el polvo de las bombas lacrimógenas, se lo colocaban en la mano y me lo estrujaban en toda la cara".

   Como se ha venido denunciando en los últimos meses, el uso de bombas y gases lacrimógenos como métodos disuasorios y represivos ha provocado varios muertos y heridos durante las manifestaciones opositoras al Gobierno de Nicolás Maduro, llegando a prohibirse su uso en determinadas zonas y circunstancias.

   

   

   Vivas continúa explicando que "me lo metían (el polvo locrimógeno) en la boca y luego me lanzaban un vaso de agua fría en la cabeza para que todo eso me picara, me dejaban descansar por un ratico y luego me volvían a meter en el cuarto con la bomba lacrimógena, me volvían a sacar".

   Asimismo, en su relato la periodista venezolana asegura que su arresto estaba relacionado con la grave situación de uno de los compañeros uniformados e indica que uno de los funcionarios le dijo "tengo ganas de jugar tiro al blanco", accionando a quemarropa un arma a quema ropa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies