Polémica en una universidad argentina por un "trabajo sexual posporno"

POSPORNO
YOUTUBE
Publicado 31/05/2018 15:30:21CET

   MADRID, 31 May. (Notimérica) -

   La Universidad Nacional de Villa María, en la ciudad argentina de Córdoba, es protagonista de un escándalo relacionado con un "trabajo sexual", una performance "posporno", para el que se convocaron a investigadores y profesionales de la prostitución, recoge 'Clarín'.

   Para dicha labor, que fue grabada en video y difundida este martes, se solicitó a un hombre y una mujer que simularan mantener relaciones sexuales, al tiempo que se emitían gemidos y los protagonistas se encuentran semidesnudos en las instalaciones universitarias.

   Tal y como recoge el citado diario, la convocatoria se llevó a cabo a través de la cuenta de Instagram 'Ruidoso Vendaval', donde se especificaba que la cita tendría lugar en el "hall central" del recinto universitario para un "conversatorio sobre cuerpos abyectos y trabajo sexual en el contexto local y nacional".

   Cuando las imágenes se hicieron virales, las autoridades se vieron sorprendidas e iniciaron una investigación con la que pretenden dar respuesta a lo ocurrido. Por su parte, el rector, Luis Negretti, ha indicado a través de un comunicado difundido a través de las redes sociales que la supuesta exposición no fue comunicada ni solicitada.

   "No nos asusta lo experimental, lo progresista ni la vanguardia, pero no podemos de ninguna manera tolerar la comisión de delitos en nuestro ámbito universitario", ha indicado el rector, que añade que los dos actores "no tendrían ningún vínculo con la Universidad". Sin embargo, Negretti reconoce que "esa gente de afuera no viene si alguien de adentro no la invita o no está articulado de alguna manera con algún miembro de la comunidad universitaria".

   

   Con posterioridad, Negretti indicaba a 'TN' que el evento "no fue organizado por la universidad, sino por un grupo de investigadores donde se había convocado a trabajadores sexuales para que vertieran su opinión respecto de las conclusiones de estas investigaciones".

   "Fue la simulación de un acto sexual en una oficina que habían pedido prestada, que utiliza uno de los tres centros de estudiantes que tiene la universidad", precisaba Negretti en declaraciones recogidas por 'Clarín'. "No tuvo ningún tipo de amparo institucional, no se había solicitado ningún tipo de autorización para realizarla. Realmente nos sorprendió a nosotros. Nos enteramos de los hechos e hicimos las derivaciones correspondientes", continuó.

Contador