Estos son los asombrosos secretos de la Cordillera de Atacama

Cordillera de Atacama
NOTIMÉRICA
Publicado 18/08/2017 11:40:30CET

   SANTIAGO DE CHILE, 18 Ago. (Notimérica) -

   Al transitar por la Cordillera de Atacama se inicia un recorrido de múltiples sensaciones en el que asombrosos panoramas ofrecen a los visitantes una experiencia única. Se trata de una travesía a más de tres mil metros sobre el nivel del mar en la zona del Altiplano de Atacama, Chile.

   Caminar por la costra de sal, color arena y crujiente, es solo la primera sorpresa. Investigadores de la Universidad de Antofagasta (UA) y la Pontificia Universidad Católica de Chile (UC) emprendieron un travesía en búsqueda de lugares poco conocidos en esta zona, la más árida de la Tierra, según recoge 'La Tercera'.

   En este viaje, la delegación intentó recorrer la mayor cantidad de terreno del Altoandino o Altiplano de Atacama para recolectar muestras de agua y sedimento, realizar censos de fauna, registros fotográficos y evaluar eventuales circuitos turísticos. Las fuertes nevazones que hubo previo al recorrido cerraron el paso a la expedición, situación que lejos de desanimarlos los alentó a seguir con el viaje.

   El Atacama destaca con sus 16 cumbres por sobre los 6.000 metros, el volcán Ojos del Salado, lagunas, salares, biodiversidad y una espectacular fauna endémica. A pesar de esto, los lugares han sido poco explorados y aprovechados para el turismo regional.

LOS SECRETOS

A 40 minutos desde la Cordillera de Domeyko, se puede observar una de las primeras maravillas que ofrece esta ruta, el 'Salar de Pedernales', un mar blanco rodeado de volcanes cuyas cumbres están cubiertas de nieve.

   El paraje corresponde a una vasta extensión de salares ubicada en una depresión entre montañas, formando en sus márgenes interiores lagunas de color azul turquesa. Estos cuerpos de agua son el hogar de flamencos rosados y patos silvestres, y están rodeados por cerros como el 'Doña Inés', 'Los Gemelos' y el 'Blanco', donde se han encontrado restos de fósiles marinos.

   Siguiendo al sur de Pedernales se encuentra otra de las maravillas del Atacama, 'Las Lagunas Bravas', pero llegar hasta las cristalinas aguas no es una tarea sencilla. Los científicos atravesaron el llano 'Pajaritos', la 'Quebrada del Burro Muerto' --ya en la Cordillera de los Andes-- y continuaron por la Quebrada Azufrera que se enlaza con el Llano Las Arenas.

   Sin duda, uno de los más asombrosos paisajes que ofrece este lugar es la Quebrada Panteón de Aliste. Para llegar hasta la zona es necesario atravesar el Salar Piedra Parada, con un escenario de flamencos, patos y aves menores que cohabitan en este ecosistema.

   Ya por los 4.000 metros sobre el nivel del mar, y cerca de la frontera con Argentina, el equipo recorrió la Laguna del Bayo, otro cristal de agua turquesa que puede reflejar todo a su alrededor.

   

   

   

UN LUGAR EXIGENTE

   Las condiciones climáticas de Atacama son extremas. Durante el día es recomendable llevar ropa clara, gafas de sol y calzado cómodo, si el destino es las Termas de Juncal. En ese lugar existen unos pozones con aguas termales a más de 4.000 metros que servirían como ducha cálida.

   Pero por la noche es indispensable llevar ropa abrigada, teniendo en cuenta que los recorridos guiados para observar las estrellas son unos de los más buscados. El Atacama ofrece uno de los mejores cielos para observación astronómica, la escasa iluminación artificial hace que la noche en el desierto sea majestuosa.

    Hace cuatro años, en el llano de Chajnantor, a 5.000 metros de altura se inauguró el proyecto Alma (sigla del Atacama Large Millimeter/submillimeter Array). Se trata de una iniciativa para el desarrollo de investigaciones sobre el origen del universo y el corazón del proyecto es su telescopio formado por 66 antenas de alta precisión.

LO QUE DEBES SABER

   No hay mucha diferencia entre verano e invierno. De día la temperatura puede rondar los 25 grados y la radiación solar siempre es muy alta, por lo cual hay que utilizar protector solar, pero de noche las temperaturas descienden significativamente, incluso puede alcanzar registros bajo cero.

La Cordillera de Atacama se encuentra a unos 2.400 metros de altura, pero en algunas zonas se eleva ampliamente, como en los 'Géiseres del Tatio' con 4200 msnm. Para poder disfrutar de estos lugares es recomendable hidratarse constantemente, comer ligero y no tomar alcohol.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies