Actualizado 29/06/2015 7:50:33 +00:00 CET

Las 10 claves para entender las noticias sobre terremotos

Terremoto de Nepal.
Foto: DISCOVERY CHANNEL

MADRID, 28 Jun. (Notimérica) -

   Es frecuente leer en la prensa noticias relacionadas con los desastres geológicos como terremotos o maremotos, no obstante, el uso de determinados conceptos supone todavía un terreno de conflicto para muchos periodistas y lectores.

   ¿Es lo mismo hablar de maremoto y de tsunami? ¿Y de hipocentro y epicentro? Para poder abordar esta cuestión, la Fundación del Español Urgente (Fundéu BBVA) ha establecido una serie de claves para describir con propiedad este fenómeno natural tan frecuente.

   1. ¿Qué es correcto 'sismo' o 'seísmo'?

   Según la Fundéu ambas palabras son correctas y pueden ser utilizadas para referirse a un terremoto o sacudida de la tierra. Mientras que 'sismo' es más frecuente en Latinoamérica, 'seísmo' es la acepción más utilizada en España.

   2. ¿En qué se diferencia hipocentro de epicentro?

   Es muy importante no confundir estas dos palabras ya que su significado difiere profundamente. Hipocentro, también conocido como foco sísmico, hace referencia al "lugar en el interior de la corteza terrestre donde tiene origen un sismo". Por otra parte, el epicentro "es el punto en la superficie terrestre donde el terremoto es más intenso".

   Además, la Fundéu señala que al referirse a estos dos conceptos, que definen lugares concretos y no hechos o eventos, lo correcto es utilizar "se localizan" y no "ocurren" o "se producen".

   3. La diferencia entre maremoto y tsunami

   Aunque muchas veces se utilicen como sinónimos, estos conceptos no lo son. Un maremoto es un terremoto cuyo epicentro se localiza en el fondo del mar, sin embargo, un tsunami es una ola gigantesca producida por un maremoto o por la erupción de un volcán submarino.

   4. Escalas de Richter y de Mercalli

   La escala de Richter, la más utilizada para medir los sismos, mide la magnitud de un movimiento sísmico, es decir, la energía que libera, mientras que la escala de Mercalli mide su intensidad o los efectos que produce.

   5. Es correcto utilizar 'asolar'

   Aunque su uso no es frecuente, el verbo asolar es correcto y significa 'destruir' o 'arrasar' y su conjugación puede ser regular o irregular.

   Se puede decir asuelo, asuelas, asuela, asuelen y también asolo, asolas, asola, asolen, ambas opciones son correctas.

   6. Se puede utilizar devastar, pero no desvastar o desbastar

   El verbo devastar significa 'destruir', 'arrasar un territorio', y no se debe confundir con desbastar, que significa 'quitar lo basto' o 'debilitar, gastar'. Además, desvastar, una forma híbrida entre ambas, no existe en español.

   7. El uso del adjetivo severo

   El uso del adjetivo severo con el significado de 'grave' o 'serio' es un calco incorrecto de la palabra inglesa 'severe', por lo que lo apropiado es hablar de graves daños, no de severos daños, concepto usado frecuentemente en los medios.

   8. Segar vidas, no sesgar vidas

   Cuando se busca decir 'matar o acabar con la vida de alguien', lo apropiado es emplear el verbo segar y no sesgar, ya que este último quiere decir establecer un sesgo, cortar o partir. Por ese motivo, la expresión adecuada es segar vidas, no sesgar vidas.

   9. Tsunamirresistente y tsunamirresiliente

   Estos dos neologismos, definen la propiedad de algunas construcciones de ser resistentes a los tsunamis. Aunque su uso se ha introducido recientemente, lo correcto es escribirlos como una solo palabra.

   10. Se debe usar tremor, no trémor

   Según señala la Fundéu, "en sismología, tremor alude a un terremoto característico de los volcanes que refleja modificaciones en su estado interno". Es importante tener en cuenta que se trata de una palabra aguda cuya pronunciación se acentúa en la última sílaba. No hay ningún motivo para pronunciarla como llana /trémor/.