Publicado 22/03/2021 13:35CET

Chang'e 5, primera misión china en órbita lejana para explorar el Sol

Imagen del Sol desde el orbitador de la misión Chang'e 5
Imagen del Sol desde el orbitador de la misión Chang'e 5 - CNSA

   MADRID, 22 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El orbitador de la misión lunar Chang'e 5 ha alcanzado el primer punto Lagrange (L1) del sistema Sol-Tierra, convirtiéndose en la primera misión china en esta órbita lejana, para exploración solar.

   El orbitador está a 936.700 kilómetros de la Tierra y funciona normalmente con una actitud estable y potencia equilibrada. Operará en la órbita de exploración del punto L1 del sistema Sol-Tierra con un período orbital de aproximadamente seis meses, informa el Centro Aeroespacial de Pekín, citado por Xinhua.

   Después de viajar de vuelta desde la Luna a la Tierra con el módulo retornador de muestras, el orbitador se desvió antes de alcanzar nuestro planeta para aprovechar su combustible y encaminarse a su nuevo destino, con el objetivo de extender su misión y realizar observaciones del Sol.

   El orbitador se separó del módulo de retorno lunar el 17 de diciembre de 2020 y comenzó la fase de gestión a largo plazo el 21 de diciembre.

   El orbitador ha tardado unos 88 días en trasladarse al punto L1 del sistema Sol-Tierra después de realizar dos maniobras orbitales y dos correcciones a mitad de camino bajo la vigilancia y el control del equipo.

   El punto de Lagrange L1 está ubicado en la línea de conexión entre el Sol y la Tierra, a unos 1,5 millones de kilómetros de la Tierra. Este es el punto de equilibrio gravitacionalmente dinámico entre la Tierra y el Sol.

   Es más fácil para las naves espaciales mantener un estado de funcionamiento relativamente estable y ahorrar combustible en ese punto, que también es la mejor posición para que el observatorio solar observe continuamente el Sol o el lado soleado de la Tierra.