Publicado 12/03/2020 10:24CET

Portaltic.-Cordero (Fujitsu): "El hambre o el cambio climático podrán ser probablemente resueltos con la computación cuántica"

Cordero (Fujitsu): "El hambre o el cambio climático podrán ser probablemente res
Cordero (Fujitsu): "El hambre o el cambio climático podrán ser probablemente res - FUJITSU - Archivo

   MADRID, 12 Mar. (Portaltic/EP) -

   La computación cuántica a día de hoy sigue sonando como algo lejano y el 50 por ciento de los directivos de empresas no espera que esta tecnología se generalice hasta el 2030 -según una encuesta realizada por Fujitsu en varios países, incluida España-, pero lo cierto es que ya existen soluciones al alcance de las empresas como Digital Annealer de Fujitsu, que simula el funcionamiento de un ordenador cuántico.

   El 81 por ciento de los directivos de empresas cree que la llegada de la computación cuántica acelerará la optimización de los procesos comerciales, logísticos e industriales, según la encuesta de Fujitsu, que preguntó a 350 directivos senior.

   En este escenario, el siguiente paso para la computación cuántica es la unión con la Inteligencia Artificial (IA). Se trata de algo que "no está lejos", según aseguró el CTO de Fujitsu, Joseph Reger, durante el Fujitsu Forum de 2019 en Múnich (Alemania).

   Fujitsu trabaja para lograr esta convergencia y está llevando a cabo pruebas con el uso de técnicas avanzadas como las redes bayesianas, aunque "todavía es prematuro decir qué potencial puede tener en el futuro cercano", según ha asegurado el CTO de Fujitsu España, Carlos Cordero, en una entrevista concedida a Europa Press.

   La compañía japonesa ya está utilizando tecnología cuántica adiabática y cuántica de puertas -dos técnicas para resolver problemas cuánticos- en Digital Annealer, con las que "se podrán acelerar muchos de los complejos cálculos inherentes a la Inteligencia Artificial, y este paso va a evolucionar muy rápido", predice Cordero.

COMPUTACIÓN CUÁNTICA: SECTORES INTERESADOS

   Las soluciones inspiradas en computación cuántica como la de Fujitsu permiten que los negocios las aprovechen para solucionar problemas de optimización combinatoria, es decir, la manera de identificar la solución óptima entre una gran variedad de opciones, algo que puede superar a los cálculos tradicionales debido al alto número de posibilidades.

   Desde el lanzamiento de Digital Annealer en España en 2018, la compañía ha trabajado en más de 200 casos de uso en sectores diferentes, abordando "problemas que no se hubiesen podido resolver con tecnología de computación tradicional, ya que los tiempos de cálculo hubiesen sido inaceptables", explica el CTO de Fujitsu España.

   En su lugar, Digital Annealer devuelve resultados "en unos pocos segundos", según Cordero, que asegura que entre las empresas españolas que ya emplean la computación cuántica se encuentran compañías del IBEX 35.

   Aunque los problemas de optimización de combinaciones "existen en todo tipo de negocios", como sostiene Cordero, uno de los sectores que más puede beneficiarse en la actualidad es la industria manufacturera.

   Estas empresas ya emplean tecnologías como las de Fujitsu para diversas funciones entre las que se encuentran la "logística de transporte, optimización de almacenes, de los turnos de trabajo, de líneas de fabricación robótica, o diseño de piezas", destaca Cordero, que apunta incluso a su uso para resolver problemas sociales de gran calado.

   "Los problemas que están sobre la mesa y que nos afectan a todos, como el hambre o el cambio climático, podrán ser abordados y probablemente resueltos con la computación cuántica", según el directivo español.

LARGE SCALE SOLVER: HASTA 1.000 CUBITS

El 89 por ciento de los directivos encuestados por Fujitsu cree que la potencia de computación insuficiente de la tecnología de hoy está impidiendo que su negocio aproveche al máximo la optimización combinatoria.

   Para afrontar esta brecha, Digital Annealer ya cuenta con una segunda generación. Con respecto a la primera versión de su procesador digital basado en transistores DAU, que soporta 1024 bits cuánticos o cubits, la unidad DAU2 dispone de una capacidad de 8192 cubits.

   Asimismo, Fujitsu ya prepara la siguiente versión de su tecnología de computación cuántica, un sistema denominado 'Large Scale Solver' ('solucionar a gran escala', en inglés) sobre el que sus expertos de Madrid ya llevan semanas trabajando. Este sistema puede lograr "una capacidad cercana a 100.000 cubits", como adelanta Cordero.

LA SUPREMACÍA CUÁNTICA

   No obstante, la tecnología de Fujitsu conforma un sistema de computación inspirado en cuántica mediante sistemas mecánicos tradicionales, pero no alcanza la supremacía cuántica, un término que implica que los ordenadores cuánticos han alcanzado un umbral al que no pueden llegar los sistemas clásicos.

   La supremacía cuántica ha sido noticia recientemente con el anuncio de una investigación de Google, que con el desarrollo del procesador Sycamore, de 53 bits cuánticos, que es capaz de realizar tal cantidad de cálculos en tres minutos y 20 segundos (200 segundos), que un ordenador convencional actual necesitaría 10.000 años para replicar.

   No obstante, compañías como IBM han negado que Google haya alcanzado este umbral, y la empresa ha sido capaz de replicar los resultados de Google en 2,5 días con sistemas tradicionales. Por su parte, el CTO global de Fujitsu, Joseph Reger, fue tajante en el pasado Fujitsu Forum: "No necesitamos la supremacía cuántica, no es precisa y probablemente no es real".

   Sin llegar a entrar en si los resultados de Google fueron reales, Cordero considera que "no sería justo" compararlo con soluciones comerciales actuales como Digital Annealer porque se trataba de "un sistema experimental en laboratorio" con condiciones muy específicas: necesita temperaturas de casi cero absoluto (-273ºC) y protección frente a ruido electromagnético (EMC).

   Por el contrario, como concluye Cordero, Digital Annealer "no tiene las limitaciones de frío ni la sensibilidad al ruido electromagnético y pueden, por lo tanto, ser escalado fácilmente", como demuestran los avances del proyecto Large Scale Solver y, en especial, de la segunda generación de Digital Annealer, una opción que ya es una realidad para las empresas.