Publicado 03/11/2021 10:00CET

Montenegro establece una hoja de ruta para un futuro neutro en carbono

El gobierno montenegrino redobla sus esfuerzos para cumplir sus compromisos climáticos para 2030 mientras el país celebra 30 años como Estado ecológico

GLASGOW, Escocia, 3 de noviembre de 2021 /PRNewswire/ -- El Gobierno de Montenegro está acelerando el ritmo de su viaje hacia el objetivo global neto cero. Esto incluye un aumento de los objetivos de reducción de emisiones y la participación en iniciativas mundiales como el acuerdo de la ONU "No New Coal", la Alianza Mundial de los Océanos y la Declaración de Sofía.

A pesar de que sólo contribuye con el 0,009% de las emisiones mundiales, Montenegro tiene la ambición de desempeñar un papel de liderazgo con socios y fondos internacionales para implementar el cambio, y dar así un ejemplo a otras naciones pequeñas que deseen tener un gran impacto.

Montenegro fue uno de los primeros países de los Balcanes en aumentar sus compromisos en materia de cambio climático mediante la reducción de emisiones. Tras haber alcanzado su objetivo inicial fijado en 2015 de un recorte del 30% de las emisiones de carbono, Montenegro ha aumentado aún más sus objetivos de reducción hasta el 35% para 2030, ya que celebra 30 años como Estado ecológico. Incluso se espera que nuevas medidas sistémicas en los sectores forestal y agrícola permitan al país alcanzar una reducción de hasta el 40% en el mismo periodo.

El gobierno está trabajando activamente a nivel internacional y nacional para acelerar sus medidas contra el cambio climático mediante una serie de reformas intergubernamentales y medidas proactivas.

La inversión en energías limpias, tecnologías limpias y los esfuerzos renovados para ampliar las infraestructuras y el desarrollo ecológicos son áreas de interés clave para el gobierno como parte de su visión de construir una economía verde para el futuro con nuevas industrias y empleos. Entre ellas se encuentran el apoyo a la gestión del riesgo de inundaciones transfronterizas y el desarrollo de infraestructuras energéticas, incluida la construcción de nuevos parques eólicos y contadores eléctricos inteligentes.

El gobierno está colaborando estrechamente con el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (UNDP) para reforzar su Contribución Determinada a Nivel Nacional (NDC), creando una mayor capacidad institucional para llevar a cabo políticas de mitigación y adaptación al clima mediante una mayor transparencia y un flujo de datos eficiente para la presentación de informes sobre los gases de efecto invernadero.

El Gobierno también sigue armonizando la política con la legislación de la UE, que ha proporcionado la base para un sistema nacional de seguimiento, notificación y verificación de las emisiones de gases de efecto invernadero, así como para mejorar el uso de las sustancias que inciden en las emisiones.

El Prof. Dr. Danilo Mrdak, Secretario de Estado del Ministerio de Ecología, Ordenación del Territorio y Urbanismo, dijo "Nuestra intención es convertirnos en un ejemplo de Estado pequeño que demuestre que las grandes cosas son posibles. Estamos decididos a desempeñar nuestro papel en la lucha mundial contra el cambio climático y a garantizar un futuro de emisiones netas cero".

"Sabemos que hay que hacer más para garantizar una transición justa para los montenegrinos, la región y la comunidad mundial. Por eso nos hemos comprometido a seguir reduciendo las emisiones de gases de efecto invernadero, a aplicar sólidos planes de adaptación y mitigación, y a colaborar con nuestros socios europeos y con las naciones del mundo para adoptar medidas a escala mundial."

El Plan Nacional de Adaptación (NAP) de Montenegro, que adopta un enfoque holístico y de todo el gobierno, reúne a los beneficiarios de los proyectos, los ministerios y las instituciones responsables de la ecología, la agricultura, la silvicultura, la gestión del agua, la salud, la economía y las finanzas, para realizar un análisis de los datos institucionales con el fin de mejorar la identificación de los riesgos climáticos y fundamentar las inversiones, los proyectos y los programas de mitigación. El primer borrador del análisis está previsto para diciembre de 2021.

Al firmar la Declaración de Sofía sobre la Agenda Verde para los Balcanes Occidentales, Montenegro se ha comprometido además con una serie de acciones climáticas concretas, como la introducción de impuestos sobre el carbono y modelos de mercado para fomentar las fuentes de energía renovables, así como la eliminación gradual de las subvenciones al carbón como parte de su ambición general de ser un país neutro en carbono. El compromiso del gobierno con un programa ampliado de inversión en infraestructuras verdes, incluirá la gestión de aguas limpias y el desarrollo de proyectos eólicos y solares en los próximos cinco años.

A nivel internacional, Montenegro es uno de los siete países principales que han firmado un compromiso iniciado por las Naciones Unidas para detener la construcción de nuevas centrales eléctricas de carbón. Junto con Alemania, Chile, Dinamarca, Francia, Sri Lanka y Reino Unido, Montenegro apoya la eliminación progresiva del carbón en todo el mundo a través del Acuerdo sobre el No al Carbón. Se prevé que muchos más países sigan su ejemplo.

Montenegro es también una de las 62 naciones que apoyan la iniciativa de biodiversidad y conservación de la Alianza Mundial de los Océanos, liderada por el Reino Unido, 30by30, firmando un acuerdo multilateral para proteger el 30% del océano mundial para 2030.

Una delegación del Gobierno de Montenegro asistirá a la COP26 en Glasgow para acordar los esfuerzos internacionales para lograr el cero neto global y mantener 1,5 grados al alcance.

Para más información sobre los compromisos y objetivos de Montenegro en materia de cambio climático, visite https://www.gov.me/en/mepg.