Actualizado 09/07/2017 08:53 CET

Día de la Independencia de Argentina, más de 200 años de las Provincias Unidas del Río de la Plata

Congreso de Tucumán
WIKIPEDIA
 

    BUENO AIRES, 9 Jul. (Notimérica) -

   Tal día como hoy pero hace 201 años se firmó el Acta de la Declaración de Independencia de Argentina. Tras casi dos décadas de lucha por su autonomía, no fue fácil discutir los puntos bajo los que la colonia se separaría de España. Los 33 diputados, sin embargo, supieron construir los cimientos de un nuevo país el 9 de julio de 1816 en el Congreso de Tucumán.

   Pese a que la independencia ya estaba presente, la invasión de España por parte de las tropas de Napoleón Bonaparte y el exilio de Fernando VII catalizaron los sentimientos de libertad. La metrópoli, inmersa en su propia guerra (1808-1814), no podía hacer frente a las exigencias; sus instituciones y autoridad cayeron en descrédito.

   Los primeros movimientos subversivos en Argentina datan de 1810. Los abusos del Virrey del Río de la Plata y la situación ambigua de España, ya que no se sabía bien si era gobernada por José Bonaparte o por Fernando VII, prendieron la mecha de la libertad. Sucedió la Revolución de Mayo, una serie de acontecimientos a lo largo de una semana que desembocaron en la Primera Junta, el primer gobierno nacional, y la idea del Estado argentino.

Acta

   Tras la vuelva del Borbón al trono, el proceso de independencia pareció apaciguarse, jurando lealtad el rey. Sin embargo, la paz duró poco. Las tropas realistas y nacionales se enfrentaron en cruentas luchas, destacando los combates navales en Río de la Plata, las ofensivas en el Alto Perú y en Paraguay, así como las figuras de Manuel Belgrano, creador de la bandera nacional y General en Jefe del Ejército del Norte; y Martín Güemes, militar y primer gobernador de la provincia de Salta.

   Después de tres Triunviratos con poder legislativo pero sin ninguna intención de declarar la independencia, el Cabildo de Buenos Aires se erigió como institución principal hacia la autonomía. Se redactó un estatuto provisional y se realizaron elecciones para una Asamblea Constituyente en 1813, la denominada Asamblea del Año XIII.

   Se realizaron grandes reformas en las instituciones rioplatenses, pero las tensiones y desencuentros eran más frecuentes según pasaba el tiempo. La Revolución de las Fontezuelas puso punto final al gobierno, fijando en San Miguel de Tucumán un nuevo Congreso Constituyente precedido de unos nuevos comicios.

EL CONGRESO DE TUCUMÁN

   No todas las provincias del antiguo Virreinato estuvieron presentes. Algunas estaban inmersas en la lucha contra los realistas, mientras otras habían declarado la independencia del Río de la Plata de forma unilateral. Aun así, 33 diputados estuvieron reunidos en el Congreso de Tucumán.

   Las sesiones duraron más de dos meses. Se discutió profusamente sobre la forma de gobierno, la nueva Constitución, la creación de un ejército nacional y la necesidad de unidad. La votación final tuvo lugar el 9 de julio de 1816, tras la cual se declaró la independencia de España.

   Ningún país reconoció la autonomía de las Provincias Unidas del Río de la Plata, el germen de la actual República Argentina, hasta ocho años después. La metrópoli solo la reconoció en 1859. Las labores del Congreso continuaron hasta 1820, redactando y sancionando la Constitución de 1819.

   La creación del Estado actual data de 1861, sin embargo, la importancia de estos hechos son tales que el artículo 35 de la actual Constitución propone como nombres oficiales los de República Argentina, Confederación Argentina, Nación Argentina y el de Provincias Unidas del Río de la Plata.