Barros Schelotto: "Fue muy parejo, la diferencia fue el zapatazo de Quintero"

Guillermo Barros Schelotto (Boca Juniors)
REUTERS
Publicado 10/12/2018 9:36:09CET

   MADRID, 10 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El entrenador de Boca Juniors, Guillermo Barros Schelotto, lamentó la derrota en una final "pareja" que se llevó River Plate por un "zapatazo de Quintero", dolido "por la gente" y orgulloso del "carácter y corazón" de sus jugadores por pelear hasta el final la Copa Libertadores celebrada este domingo en Madrid.

   "Quiero antes que nada agradecer y felicitar a los jugadores de Boca por cómo han jugado, por cuando fuimos uno menos o dos al final. Felicitar a River, que es el campeón", comentó en rueda de prensa tras la final que acogió el Santiago Bernabéu, y que se llevó River en la prórroga (3-1) cuando Boca sufrió la expulsión de Barrios y la lesión de Gago.

   El preparador de Boca compareció abatido después de perder la primera final argentina del torneo sudamericano. "Era una final donde cualquiera podía ganar, un partido muy parejo y no hubo diferencias, quizá la diferencia fue el zapatazo de Quintero", comentó. "El partido hubiera sido el mismo en cualquier estadio", añadió sobre el escenario del Superclásico.

   "En el primer tiempo manejamos bien la pelota y River no tenía espacios. Llegamos con juego al área de River. Siempre fue parejo hasta la expulsión de Barrios, ahí sí manejó más la pelota River y aun así no nos llegaban con ocasiones claras hasta el zapatazo de Quintero. En 90 minutos ningún equipo superó al otro salvo por momentos", dijo.

   "Es difícil hablar hoy a la gente. Han hecho mucho esfuerzo desde Argentina y distintos lugares del mundo. Se llevan el carácter, las ganas y el corazón que pusieron los jugadores en el alargue, con uno y dos menos y tuvimos ese palo que nos hubiera dado el empate. Esa fuerza es única", añadió.

   El 'Mellizo' dudó que el fútbol argentino haya aprendido ninguna lección. "A veces parece que somos incorregibles. Es muy poco lo que podemos sacar de provecho de este estadio y de la gente que se ha comportado", afirmó.

   "Ojalá que mucho, pero si se vuelve a dar la final dentro de unos años no sé si se podría jugar. En nuestro país dijeron estos días que era normal que tiren una piedra al autobús rival. No, no es normal", añadió Barros Schelotto al respecto.

   "En cuanto a lo deportivo, por mí está terminado. En cuanto a lo legal sería bueno que la Conmebol tome una medida, no puede suceder lo que sucedió el otro día. Ojalá cambien esas cosas", dijo sobre las reclamaciones formales de Boca, por la sanción a River y la petición de que se suspendiera la final tras los incidentes del pasado 24 de noviembre, que sacaron del continente la final americana.