La Fiscalía española denuncia al futbolista Diego Costa por fraude fiscal de un millón de euros en 2014

Publicado 04/06/2019 12:11:13CET
Irina R.H. / AFP7 / Europapress - Archivo

   MADRID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

   La sección de Delitos Económicos de la Fiscalía Provincial de Madrid ha presentado una denuncia contra el futbolista hispano-brasileño del Atlético de Madrid Diego Costa por un fraude fiscal en el Impuesto Sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) durante el ejercicio 2014 y que asciende a 1.014.416,76 euros.

   En el escrito remitido al juez se acusa al jugador de haber obtenido de forma directa o a través de terceras personas unos ingresos por la cesión de sus derechos de imagen por valor de 1.371.098,31 euros y que "con ánimo de obtener un beneficio fiscal ilícito" presentó en plazo la liquidación del IRPF sin declarar la cantidad procedente del dinero que le había pagado el Chelsea, el club inglés por el que fichó ese mismo año.

   En el informe remitido a la Fiscalía por la Agencia Estatal de la Administración Tributaria (AEAT) se desprende que el 5 de agosto de 2013 el futbolista suscribió un contrato federativo de trabajo de jugador profesional con el Atlético de Madrid con vigencia hasta el 30 de junio de 2018 y que, pese a ello, el 13 de junio de 2014 formalizó un documento de "liquidación de saldo y finiquito" por cuanto iba a ser transferido al Chelsea.

   Así, el 25 de junio, los dos clubes formalizaron un acuerdo de traspaso a raíz del cual el 1 de julio de 2014 Diego Costa pudo suscribir un contrato de trabajo con el Chelsea con vigencia hasta el 30 de junio de 2019 y una retribución bruta de 10.021.000 euros por cada temporada. Veinte días más tarde el futbolista trasladó su residencia "definitivamente" a Reino Unido, "siendo por tanto residente fiscal en España durante el ejercicio 2014".

   En el contrato suscrito con el Chelsea, el jugador incluyó varias disposiciones por las que el club celebraría acuerdos con las empresas que poseen los derechos de imagen de Diego Costa por los que percibiría el 50 por ciento de los ingresos netos recibidos por apariciones o actividades propias de esos acuerdos.

   La Fiscalía señala que "en una fecha no determinada del año 2014" las sociedades Polaris y Panini firmaron un contrato privado de cesión de derechos de imagen del jugador por el que éste sería retribuido por dicha cesión en 1.000 tarjetas/cromos firmados por él.

   Por otro lado, recuerda que en 2015 se formalizó otro contrato privado de uso y explotación de derechos de imagen de Diego Costa entre la entidad Sertora Investments Ltd. y Stylebright Limited, domiciliada en Reino Unido, con efectos de fecha de inicio a 21 de julio de 2014, en exclusión otro contrato firmado anteriormente, "siendo la retribución 1 dólar americano, ámbito limitado a Reino Unido y vigencia a 1 de julio de 2019".

   A su vez, entre los meses de junio y julio de 2016 se formalizaron con el Chelsea sendos contratos privados de cesión de derechos de imagen del jugador. El primero con la mercantil Chaland Limited, con efectos desde el 1 de julio de 2014 y vigencia hasta el 30 de junio de 2016, de ámbito mundial, excluido Reino Unido, y el segundo con la sociedad Stylebright, con efectos desde el 21 de julio de 2014 y vigencia hasta el 30 de junio de 2016, ámbito limitado a Reino Unido.

   Según la Fiscalía, todas estas estructuras societarias (Sertora Investments Ltd., Chaland Limited y Stylebright Limited) fueron utilizadas por Diego Costa "con el objeto de hacer fiscalmente opacos los beneficios procedentes de sus derechos de imagen".

   Y es que en la denuncia se precisa que el jugador ostentó el control de la sociedad Sertora Investments Ltd. de la que él era beneficiario efectivo y que de inmediato cedió sus derechos de imagen a Chaland Limited y ésta a Stylebright Limited cuyo único accionista era él mismo.

   La totalidad de ingresos derivados de la cesión de derechos de imagen de Costa correspondientes al ejercicio 2014, "obtenidos por él directamente o a través de esas sociedades", ascendieron a 1.371.098,31 euros.

   "Con ánimo de obtener un beneficio fiscal ilícito, el denunciado presentó en plazo la liquidación del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas del ejercicio 2014 sin declarar cantidad alguna procedente de las retribuciones satisfechas por el Chelsea FC ni de la cesión de derechos de imagen, ocasionando un perjuicio para la Hacienda Pública de 1.014.416,76 euros", añade el escrito de la Fiscalía.

Para leer más