Publicado 19/08/2021 03:02CET

Muguruza acompaña a una épica Badosa a octavos en Cincinnati

Paula Badosa
Paula Badosa - Rob Prange / AFP7 / Europa Press

MADRID, 19 Ago. (EUROPA PRESS) -

Las tenistas españolas Garbiñe Muguruza y Paula Badosa avanzaron este miércoles a la ronda de octavos de final del torneo de Cincinnati, de categoría WTA 1.000, después de eliminar (6-4, 6-3) a la francesa Caroline Garcia y a la bielorrusa Aryna Sabalenka.

Muguruza debutó con una versión muy competitiva en la cita estadounidense, la primera después de caer en cuartos de final de los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020. La hispano-venezolana rindió a alto nivel, sin ceder apenas opción de 'break' y se citó por la vía rápida aunque trabajada con la checa Barbora Krejcikova.

La de Caracas tuvo que ir minando la resistencia de Garcia. En el primer set no fue mucha, con una gran efectividad en su saque, jugando con más o menos primeros, y agresiva al resto. Muguruza tuvo cinco bolas de 'break' y aprovechó una, mínima renta pero gran diferencia entre ambas y la española se puso por delante con 6-4.

La gala no tiró la toalla, salvando un largo tercer juego, pero al resto siguió sin hacer daño a 'Garbi'. La doble campeona de 'Grand Slam' no perdió la concentración en un segundo set que tuvo que pelear en cada juego, un quiero y no puedo de la francesa por la gran versión de Muguruza, quien puso el 0-4 en duelos directos.

Junto a la exnúmero uno del mundo, el tenis español cuenta también con una Badosa que firmó una segunda victoria de nuevo épica en Cincinnati. Después de salvar cinco bolas de partido en su estreno, Badosa se deshizo de la número tres del mundo con una remontada para los libros de la WTA, al menos los del 2021.

La española avanzó a octavos con un 5-7, 6-2, 7-6(4), donde se medirá con la kazaja Yelena Rybakina, de menos a más después de perder el primer set. Sabalenka vio torcerse su autoridad en un segundo parcial que se quedó la española con cinco juegos seguidos. En el tercero, un intercambio de 'breaks' llevó el choque a la muerte súbita, donde Badosa fue quien hizo de favorita.

Contador