Publicado 01/03/2021 17:21CET

Muguruza: "Ha sido un reto trabajar con Conchita Martínez por videoconferencia"

Garbine Muguruza of Spain during practice ahead of the 2021 Qatar Total Open WTA 500 tournament.
Garbine Muguruza of Spain during practice ahead of the 2021 Qatar Total Open WTA 500 tournament. - Rob Prange / AFP7 / Europa Press

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

La tenista española Garbiñe Muguruza ha asegurado que ha sido "un reto" preparar su estreno en el torneo de Doha (Catar), de categoría WTA 500 y en el que venció este lunes a la rusa Veronika Kudermetova (6-2, 7-6(4)), por videoconferencia, después de que su entrenadora, Conchita Martínez, diese positivo por coronavirus nada más llegar, y ha señalado que han encontrado la forma "de salir adelante".

"Ha sido un reto. Sabemos que con todo el virus por todas partes alguien del equipo puede caer, pero tenemos que adaptarnos. Intentamos también reírnos de todo esto y por ahora estamos encontrando la forma de salir adelante", explicó en declaraciones posteriores al encuentro.

La extenista oscense, campeona de Wimbledon en 1994, está pasando su cuarentena en un hotel medicalizado tras dar positivo por COVID-19 en el test que le realizaron al aterrizar en Doha.

Ahora, Muguruza se enfrentará en segunda ronda con la bielorrusa Aryna Sabalenka, número ocho del mundo, campeona defensora y que se impuso en el único duelo en el circuito entre ambas, en segunda ronda del torneo de Pekín 2018. "Creo que va a ser un buen partido. Hemos jugado una vez, pero parece que fue hace mucho tiempo. Está jugando muy bien y ganando torneos, así que seguro que será duro. Siempre tengo ganas de jugar de estas jugadoras en el 'Top'", subrayó.

Sobre el certamen asiático, la número 16 del mundo aseguró que el nivel es "muy alto". "En cuadro pequeños si no estas ahí arriba en el ranking sabes que te expones a tener partido muy duros desde el principio", advirtió, antes de valorar su encuentro ante Kudermetova.

"El tema mental es un trabajo sin fin para encontrar soluciones en esos momentos apretados. En dos ocasiones no pude cerrar con mi saque, pero no me cambió el espíritu. Pude darle la vuelta en el 'tie-break' y cerrarlo. Es positivo haberlo cerrado y no abrir a un nuevo set", concluyó.