Publicado 06/12/2020 20:22CET

Sergio Pérez gana en Sakhir y Sainz roza el podio

Sergio Pérez
Sergio Pérez - ANTONIN VINCENT / DPPI / AFP7 / Europa Press

El mexicano se estrena y Russell sonroja a Bottas

MADRID, 6 Dic. (EUROPA PRESS) -

El piloto mexicano Sergio Pérez (Racing Point) conquistó este domingo el primer Gran Premio de su carrera en la penúltima cita del Mundial, celebrada en el circuito de Sakhir, una emocionante carrera que hizo todo por ganar George Russell (Mercedes) y terminó noveno, mientras que Carlos Sainz (McLaren) rozó el podio.

Checo Pérez, con su futuro en el aire, se desquitó de su mal trago la pasada semana también en Baréin cuando vio escaparse el podio en la última vuelta. Esta vez, la fortuna le sonrió en un GP que tuvo de todo, aunque también tuvo que hacer su milagro. Segundo fue Esteban Ocon (Renault) y tercero Lance Stroll (Racing Point), quien sudó para aguantar a Sainz las últimas vueltas.

La ausencia del campeón Lewis Hamilton, baja por coronavirus, abría un escenario nuevo que no decepcionó con un podio poco habitual. Un piloto sin coche para el año que viene como Pérez, que iba último en la segunda vuelta, ganó en la penúltima cita de un Mundial que terminará en Abu Dhabi la próxima semana.

Al mexicano le afectó una salida accidentada. Valtteri Bottas, el gran señalado por no hacer rendir a su Mercedes, salió lento y generó un tapón que inquietó por detrás. Charles Leclerc (Ferrari) se pasó de frenada y se llevó a 'Checo', mientras que esquivando el choque Max Verstappen (Red Bull) se fue contra el muro.

Russell, sustituto de Hamilton, se puso primero y Bottas, que reaccionó, le siguió en la escapada. Sainz se puso tercero e inició una gran defensa del podio. De la primera parada salió bien el español. Pasado el ecuador de la carrera comenzaron a llegar los imprevistos. Un coche virtual de seguridad lo aprovechó la parrilla con estrategia de dos paradas para ir a boxes, pero a Sainz le pilló algo a desmano. El podio comenzó a complicarse ahí para el español, con Pérez, Ocon y Stroll por delante, además de los Mercedes.

Los líderes y señores del Mundial también mordieron el polvo, en otro coche de seguridad que quisieron aprovechar como parada gratis. Un lío con los neumáticos dejó una parada de más de medio minuto de Bottas y Russell tuvo que volver a entrar por el error. Así quedó una nueva carrera de 20 vueltas, con Pérez, Ocon, Stroll, Bottas, Russel y Sainz juntos en lucha por la victoria y el podio.

Russel dio ahí la gran lección. El joven británico, de Williams, demostró que puede hacer con el Mercedes lo mismo que Hamilton. Pasó a su compañero y se fue a por Pérez. Sin embargo, cuando estaba tocando al mexicano tuvo un pinchazo. El británico terminó noveno pero sacó los colores a Bottas y abrió mucho el debate de si es el coche o el piloto en los siete títulos de Hamilton.

A Bottas le pasaron sin piedad, hasta terminar octavo, después de ser incapaz de adelantar para desesperación de Sainz. Al madrileño le hizo tapón y le costó pasar al Mercedes con su McLaren. El español lo logró exprimiendo su monoplaza pero no le dio tiempo a cazar el podio, terminando cuarto y apretando a Stroll.