Publicado 13/08/2021 22:50CET

Bielorrusia.- Lituania despliega al Ejército en su frontera con Bielorrusia por el aumento de inmigración ilegal

Archivo - 18 March 2021, Ukraine, Kiev: Lithuania's President Gitanas Nauseda speaks during a press conference with Ukraine's President Volodymyr Zelenskyy  following their meeting in the Mariinskyi Palace. Photo: -/Ukrinform/dpa
Archivo - 18 March 2021, Ukraine, Kiev: Lithuania's President Gitanas Nauseda speaks during a press conference with Ukraine's President Volodymyr Zelenskyy following their meeting in the Mariinskyi Palace. Photo: -/Ukrinform/dpa - -/Ukrinform/dpa - Archivo

MADRID, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Lituania, Gitanas Nauseda, ha anunciado este viernes que aumentará la presencia del Ejército lituano en la frontera con Bielorrusia, después del reciente aumento en las últimas semanas del flujo migratorio irregular, especialmente de migrantes que llegan desde Oriente Próximo.

Nauseda ha firmado este viernes un decreto presidencial que amplía los poderes del Ejército en labores fronterizas, después de una petición del Parlamento, que ha venido denunciado en los últimos días el uso torticero de la inmigración que las autoridades de Bielorrusia estarían llevando a cabo en la frontera, permitiendo el acceso a todas estas personas a territorio lituano.

La medida da plenos poderes a los militares para que, entre otras cosas, detengan y registren personas y vehículos, además de permitir la utilización de "equipos especiales", cuenta la agencia lituana de noticias BNS.

En la última semana, las autoridades lituanas, así como las de Polonia y Letonia, han venido denunciado un aumento del tráfico de personas en las fronteras que comparten con Bielorrusia. En el caso de Lituania, hasta el momento, se han registrado más de 4.000 entradas irregulares, según cifras expuestas por su ministra de Interior, Agne Bilotaite.

Los países del entorno acusan a Bielorrusia de permitir y fomentar este tipo de tránsito como respuesta a las últimas sanciones de la Unión Europea al Gobierno por su represión de las protestas contra la sexta reelección del presidente, Alexandr Lukashenko, en las presidenciales de 2020, así como por el incidente de un avión de Ryanair que cubría el recorrido Atenas-Vilna, obligado a tomar tierra en Minsk para llevar a cabo la detención de un periodista opositor.