Publicado 18/03/2024 18:52

Bonificación del 80% en el ICIO municipal para una obra de rehabilitación en la Plaza de España

Turistas visitan la Plaza de España. A 26 de febrero de 2024, en Sevilla (Andalucía, España). El alcalde de Sevilla, José Luis Sanz, ha propuesto el cierre de la Plaza de España y cobrar una entrada a los turistas para así "financiar su conservación" y "m
Turistas visitan la Plaza de España. A 26 de febrero de 2024, en Sevilla (Andalucía, España). El alcalde de Sevilla, José Luis Sanz, ha propuesto el cierre de la Plaza de España y cobrar una entrada a los turistas para así "financiar su conservación" y "m - Rocío Ruz - Europa Press

SEVILLA, 18 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Sevilla, gobernado por el popular José Luis Sanz, celebra el jueves de esta semana su pleno ordinario del mes, con un orden del día que incluye declarar de especial interés con la correspondiente bonificación del 80% en el Impuesto de Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO), una obra de rehabilitación en el edificio de la monumental Plaza de España, cuyo cierre pretende el gobierno local del PP para cobrar la entrada a los turistas y cosechar fondos para la conservación del enclave; fruto de la Inspección Técnica de Edificios (ITE).

La propuesta, recogida por Europa Press, comprende "estimar la solicitud de declaración de especial interés de la obra de rehabilitación derivada de la ITE del edificio situado en la Plaza de España, actuando como sujeto pasivo del impuesto la Dirección General de Patrimonio del Estado y como contribuyente" la empresa Kalam Proyectos y Rehabilitación; así como "reconocer el derecho a la bonificación del 80 por ciento sobre la cuota de impuesto, de conformidad con lo preceptuado en el artículo 45 de la Ordenanza Fiscal de Medidas de Solidaridad Social, Impulso de la Actividad Económica y Fomento del Empleo de 2023.

LO QUE DICE LA ORDENANZA

Dicho artículo de la ordenanza recoge, textualmente, que "tendrán derecho a una bonificación del 80 por 100 del ICIO las actuaciones de rehabilitación de edificios protegidos por el planeamiento vigente con niveles de protección A, B y C, que puedan encuadrarse en los conceptos de reforma menor y parcial".

Ello, en un marco en el que el Ayuntamiento, titular del espacio de la plaza comprendido entre los bancos de las provincias y la balaustrada, propone al Estado, responsable de los bancos de las provincias, la galería y el edificio de este conjunto declarado bien de interés cultural (BIC), un convenio para cerrar por completo este recinto monumental y cobrar a los turistas una entrada de la que estarían exentos los vecinos de Sevilla capital y de su provincia.

REPARTO DE LOS INGRESOS

Los ingresos de taquilla, según la idea del Gobierno local del PP, se repartirían con un 75 por ciento para las arcas municipales y un 25 por ciento para el Estado, asegurando según el Ayuntamiento el libre acceso ciudadano a las dependencias estatales del complejo, que alberga las sedes de la Delegación del Gobierno en Andalucía, de la Subdelegación, de los servicios de Extranjería, de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) o del Cuartel General Fuerza Terrestre del Ejército de Tierra.

El objetivo, según el Gobierno local del PP, es cosechar ingresos con los que "financiar la conservación" del monumento y "mantener un servicio de vigilancia las 24 horas" del día en el mismo, así como para abrir una escuela de "restauración permanente" para este emblemático monumento y para otros espacios vinculados a la exposición iberoamericana de 1929, de cara a la conmemoración de su centenario.

El Gobierno central del PSOE y Sumar, de su lado, ha insistido en que no va a "permitir ninguna privatización del espacio público"; asegurando que en los últimos años, el Ayuntamiento de Sevilla "ha recibido un 56 por ciento más de recursos" económicos que durante los años del ejecutivo del popular Mariano Rajoy y que en la propuesta del alcalde hispalense pesa "simple y llanamente el interés de la privatización y que Sanz "no sabe gestionar los recursos" con los que cuenta.

Contador