El abogado del expresidente mexicano Peña Nieto, detenido por supuesto blanqueo de capitales

Publicado 11/07/2019 18:58:14CET
Juan Collado, abogado del expresidente Peña Nieto
Juan Collado, abogado del expresidente Peña Nieto - TWITTER

   CIUDAD DE MÉXICO, (Notimérica)

   El abogado del expresidente mexicano Enrique Peña Nieto, Juan Collado, ha sido detenido por supuestos delitos de lavado de dinero y vínculos con el crimen organizado.

   La justicia mexicana alega que el acusado forma parte de una red ilícita que habría promovido decenas de millones de pesos mexicanos a lo largo del país, así como mediante transferencia a España y Andorra --país que hasta 2018 fue un "paraíso fiscal"--.

   Collado, que ha sido detenido a la salida de un restaurante en Ciudad de México, es el socio mayoritario y presidente del Consejo de Administración de la empresa financiera Libertad Servicios Financieros, según figura en la orden de captura.

   De acuerdo con 'El País', la detención del abogado de Peña Nieto y el inicio de las investigaciones han derivado de una denuncia interpuesta por el empresario Hugo Bustamante Figueroa ante la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF).

   En el documento, Bustamante acusó a Collado y a cuatro personas más cuya identidad también ha trascendido por ser figuras públicas --entre los que destacan el líder del Partido Acción Nacional (PAN), Mauricio Kuri-- de haber comprado un edificio en la ciudad mexicana de Querétaro, pero de forma irregular.

   La investigación fue acelerada teniendo en cuenta el valor de la información aportada por Bustamante, quien es propietario del 50 por ciento de la Empresa Operadora de Inmuebles del Centro, compañía que compró el terreno en el que posteriormente se construyó el edificio que ha llevado a Collado a ser encarcelado.

   El pilar de la acusación de Bustamante se remonta a una reunión de accionistas a la que el socio mayoritario no fue invitado y en la que fueron vendidas sus acciones de forma irregular, según su testimonio.

   Además, Bustamante alega que otorgaron poderes notariales para vender el edificio a un precio inferior del real, en concreto, por 173 millones de pesos mexicanos. Tras esta primera irregularidad, la compra-venta del inmueble también habría conllevado la transferencia de 100 millones de pesos para financiar la campaña del gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién.

   Estas acusaciones implican también a Domínguez, quien lo ha negado este miércoles señalando que se trata de difamación por parte de Bustamante.

   Por el momento, las cuentas y activos del destacado abogado han sido congeladas, según UIF. La Fiscalía, por su parte, ha anunciado que desarrollará la investigación en los próximos seis meses.

Para leer más