Publicado 31/05/2021 20:38CET

Afganistán.- ACNUR urge a un "compromiso renovado" para apoyar a los refugiados afganos y a los países de acogida

Archivo - Dos niñas en una casa en Afganistán
Archivo - Dos niñas en una casa en Afganistán - SAVE THE CHILDREN - Archivo

MADRID, 31 May. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados ha urgido a un "compromiso renovado" de la comunidad internacional para apoyar a los "millones de afganos que están preocupados por su futuro", así como a los países de acogida que han dado "seguridad" a los refugiados que "huyen de excesivas oleadas de violencia durante más de cuatro décadas".

Actualmente, Afganistán tiene una población de unos 35 millones de personas, entre las cuales hay millones de desplazados dentro del país, mientras que otras 100.000 han sido desplazadas solo en los últimos cuatro meses de este año. A estos se suman las millones de personas que han tenido que cruzar las fronteras afganas, de los cuales la mayoría viven en Irán y Pakistán como refugiados.

En este contexto, la ayuda humanitaria urgente para ellos y las comunidades de acogida es "imprescindible" para estabilizar estas comunidades que se han visto afectadas por el impacto económico de la pandemia de la COVID-19, demanda ACNUR.

"Ahora más que nunca, tenemos que estar al lado de los afganos desplazados que han soportado el coste de años de conflicto, y asegurarles que no han sido olvidados", ha pedido la directora de la oficina regional de ACNUR para Asia y el Pacífico, dijo Indrika Ratwatte.

Irán acoge a casi un millón de refugiados afganos, además de unos 2,6 millones de indocumentados o titulares de pasaportes afganos que viven en el país, y ACNUR ha aplaudido que, a pesar de sus propios retos, el Gobierno iraní ha mostrado "una humanidad y solidaridad ejemplares con los refugiados", "durante más de 40 años".

En referencia a las autoridades iraníes, Ratwatte ha asegurado que "han predicado con el ejemplo incluyendo a los refugiados en sus sistemas nacionales de educación y salud, y permitiendo a los refugiados trabajar y acceder a los servicios bancarios", así como durante "la respuesta nacional al COVID".

AUMENTO DE VIOLENCIA

En el contexto de un nuevo aumento de la violencia en el páis, ACNUR se ha mostrado preocupado porque pueda traducirse en un aumento del desplazamiento interno y que obligue a más afganos a "buscar seguridad en los países vecinos y más allá".

A esto se suma la "falta de recursos y de financiación", que ha limitado "la capacidad de ACNUR y del Gobierno de Irán para mantener y aumentar sus esfuerzos humanitarios", ante la agencia de Naciones Unidas ha pedido 97,9 millones de dólares (unos 80 millones de euros) de financiación para 2021, una partida presupuestaria que solo está financiada en un 8 por ciento actualmente.

"Los refugiados afganos han sido testigos de muchos giros dentro de Afganistán durante las últimas cuatro décadas, pero no han perdido la esperanza de poder regresar algún día a su hogar con seguridad y dignidad", ha aplaudido Ratwatte, que ha renovado el compromiso de ACNUR con los refugiados, tanto dentro como fuera del país.

Contador