Publicado 28/12/2020 09:41CET

Afganistán.- Afganistán anuncia la muerte de once presuntos miembros de Al Qaeda en bombardeos en Helmand

Aviones de guerra de la Fuerza Aérea afgana
Aviones de guerra de la Fuerza Aérea afgana - MINISTERIO DE DEFENSA AFGANO - Archivo

MADRID, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Afganistán ha anunciado la muerte de once presuntos miembros de la organización terrorista Al Qaeda en una serie de bombardeos llevados a cabo en el distrito de Naua, en la provincia de Helmand (sur), ataques en los que han muerto también dos supuestos altos cargos de los talibán.

El Ministerio de Defensa ha detallado en un breve comunicado que "estos combatientes de Al Qaeda entrenaban a los talibán para fabricar bombas" y ha agregado que entre los muertos figura Masud Ahmad, al que ha descrito como "un facilitador" de las fuerzas de la organización terrorista en la provincia.

Los bombardeos han sido ejecutados apenas unos días después de la muerte de otros cuatro presuntos integrantes de Al Qaeda en ataques aéreos llevados a cabo en este mismo distrito. Las fuerzas de seguridad han incrementado sus operaciones contra el grupo durante las últimas semanas.

Kabul ha acusado a los talibán de mantener sus lazos con Al Qaeda, en contra de lo pactado en el histórico acuerdo de paz firmado el 29 de febrero entre Estados Unidos y los insurgentes, si bien los talibán han insistido en que Al Qaeda "no tiene presencia en Afganistán".

Sin embargo, el coordinador del Equipo de Seguimiento de los talibán, Al Qaeda y Estado Islámico de Naciones Unidas, Edmund Fitton-Brown, afirmó en octubre que esta organización terrorista continúa estando "fuertemente integrada" con los talibán.

Por otra parte, los talibán secuestraron el domingo a cerca de 20 civiles en el distrito de Qarabag, situado en la provincia de Ghazni (sureste), según han confirmado este lunes fuentes oficiales citadas por la agencia alemana de noticias DPA.

Los consejeros provinciales Ahmad Faqiri y Esmatulá Jamrodual han indicado que los civiles han sido trasladados a paradero desconocido y han agregado que el lugar donde tuvo lugar el rapto está bajo control de los insurgentes. Un portavoz de los talibán ha dicho que el grupo está analizando la situación.

Ghazni es una de las provincias más sacudidas por la inseguridad y este mismo lunes han muerto dos personas tiroteadas por personas no identificadas en su capital, según la Policía.

Asimismo, al menos un miembro de las fuerzas de seguridad murió y otros dos resultaron heridos en un ataque ejecutado por presuntos talibán en la noche del domingo contra la comisaría del distrito de Anardara, en la provincia de Fará (norte).

"Los talibán hicieron estallar un coche cargado de explosivos cerca de la sede de la Policía, lo que se vio seguido por un enfrentamiento con las fuerzas de seguridad", ha detallado el gobernador provincial, Taj Mohamad Muyahid.

"Muchos talibán han muerto en la respuesta de las fuerzas de seguridad", ha agregado, tal y como ha recogido la cadena de televisión afgana Tolo TV. El grupo insurgente no se ha pronunciado por el momento acerca de estos incidentes.

El incremento de la violencia en el país pese a las conversaciones de paz entre el Gobierno y los talibán ha llevado al vicepresidente primero del país, Amrulá Salé, a anunciar que las autoridades duplicarán el número de policías desplegados en la capital, Kabul.

Contador