Publicado 02/01/2021 11:01CET

Afganistán.- El Gobierno afgano discutirá con los talibán la reciente ola de violencia contra los periodistas del país

Miembros de las fuerzas de seguridad de Afganistán.
Miembros de las fuerzas de seguridad de Afganistán. - RAHMATULLAH ALIZADAH / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

El negociador afgano en las conversaciones de paz con los talibán, Masum Stanekzai, ha asegurado que planteará ante los talibán la reciente ola de violencia contra los periodistas del país en la reanudación de las conversaciones de paz el 5 de enero en Doha (Qatar).

"Se trata de un problema serio que tenemos que plantear", ha declarado Stanekzai en declaraciones recogidas por Tolo News, después del asesinato este viernes de Bismillá Adel Aimaq, activista y director de una emisora de radio afgana, en la provincia de Ghor, en el oeste de Afganistán, lo que lo convierte en el sexto periodista en ser asesinado en tan solo dos meses.

Su asesinato ha tenido lugar en la ciudad de Firoz Koh sobre las 16.30, según informaciones de la cadena de televisión Ariana News, que señala que se trata del primer periodista asesinado en 2021.

Esto se produce una semana después de que un periodista en Ghazni, Rahmatula Nikzad, jefe del sindicato de periodistas en la provincia, fuera asesinado en un ataque por hombres armados frente a su casa en la ciudad de Ghazni.

El ex presentador de TOLOnews Yama Siawash, el reportero de Radio Azadi Elyas Dai, la presentadora de Enekaas TV en Nangarhar Malala Maiwand y el presentador de Ariana News Fardin Amini han sido asesinados en diferentes incidentes desde el 7 de noviembre.

La semana pasada Aimaq había denunciado que había recibido amenazas de muerte a través de la red social Facebook. La ONG Reporteros Sin Fronteras (RSF) ha alertado de que Afganistán es uno de los países más peligrosos del mundo para desempeñar dicha profesión. A lo largo de 2020 han sido asesinados al menos 50 trabajadores de distintos medios de comunicación en todo el mundo.

Desde principios de noviembre se han registrado varios ataques contra periodistas de diferentes cadenas de televisión a nivel nacional. La nueva ola de ataques ha aumentado el temor de los periodistas a trabajar en el país. Entre los más peligrosos se encuentran también México, Irak, India y Pakistán.