Publicado 27/02/2021 10:45CET

Afganistán.- El Gobierno afgano reitera su compromiso con las negociaciones de paz con los talibán

Miembros de los talibán en un ceremonia de rendición en la provincia de Kunar, en el noreste de Afganistán.
Miembros de los talibán en un ceremonia de rendición en la provincia de Kunar, en el noreste de Afganistán. - EMRAN WAAK / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Exteriores de Afganistán, Mohammad Hanif Atmar, ha reiterado este sábado su compromiso con las negociaciones de paz con los talibán a pesar de las constantes denuncias entre ambas partes por violar las condiciones preliminares del acuerdo y la ola de violencia insurgente que sigue azotando el país centroasiático.

"Seguiremos comprometidos con el proceso de paz para siempre. Nunca abandonaremos la mesa de negociaciones. No podemos decir 'no' a la paz y a las conversaciones", ha declarado Atmar sobre la segunda ronda de las negociaciones interafganas en Doha.

No obstante, el ministro ha expresado su esperanza de que durante esta ronda los talibán "tomen medidas prácticas que nos ayuden a pasar a discutir la agenda de las conversaciones". Mientras tanto, el Gobierno seguirá trabajando con "Rusia y otros nuestros vecinos, así como con Estados Unidos, la OTAN y Europa para crear condiciones internacionales para facilitar el proceso de paz".

Atmar afirmó previamente que una reunión trilateral de Afganistán, Rusia y Estados Unidos podría celebrarse el próximo mes de marzo, y pidió a los insurgentes que aceleren las negociaciones siempre con el objetivo final de preservar la democracia en el país.

"La población quiere que se preserve la república islámica, una república que proteja sus derechos y libertades fundamentales", indicó el titular de Exteriores al agregar que las negociaciones de fuerzas nacionales e internacionales "deben tener en cuenta estos parámetros".

Las conversaciones, que se reiniciaron en enero tras tres semanas de receso, se estancaron de forma abrupta y llevaron a un cruce de acusaciones entre el Ejecutivo y los insurgentes por la falta de avances en los contactos en Doha.

El presidente del Alto Consejo para la Reconciliación Nacional de Afganistán, Abdulá Abdulá, criticó a principios de febrero que los talibán han adoptado "una postura dura" que "no está ayudando en esta situación". Por su parte, los talibán afirmaron a finales de enero que el Gobierno de Afganistán "es el único obstáculo" en las conversaciones de paz y recalcaron su compromiso con el acuerdo de paz.