Publicado 18/07/2021 17:44CET

Afganistán.- El Gobierno afgano retira a su embajador en Pakistán tras el secuestro y tortura de su hija

Archivo - Miembros de las fuerzas de seguridad de Afganistán.
Archivo - Miembros de las fuerzas de seguridad de Afganistán. - RAHMATULLAH ALIZADAH / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 18 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Afganistán ha retirado a su personal diplomático en Pakistán comenzando por el embajador, Nabibulá Alijil, por el secuestro y tortura de la hija del responsable diplomático en la capital del país, Islamabad, hasta que el Gobierno paquistaní no encuentre a los responsables del asalto, según ha informado el portavoz de Presidencia, Vahid Omar, a Tolo News.

Tanto el embajador como el resto de su personal diplomático permanecerán en Kabul hasta que los autores del secuestro "sean castigados por el Gobierno paquistaní y el embajador afgano y la seguridad del personal diplomático en Pakistán sea garantizada".

Asimismo, el enviado de Pakistán en Kabul, Mansur Ahmad Jan, ha sido convocado por el Ministerio de Exteriores afgano como señal de protesta, tras una concentración de afganos ante la sede diplomática del país vecino en la capital afgana, sin incidentes violentos que lamentar. El primer ministro de Pakistán, Imran Jan, ya ordenó el sábado al Ministerio del Interior que encontrara a los responsables del incidente en un plazo de 48 horas.

La hija del embajador, Silsila, de 26 años, fue "torturada gravemente" durante varias horas por un grupo de desconocidos que la asaltó de camino a su domicilio en Islamabad. Tras su liberación, se encuentra ingresada y recibiendo atención médica en un hospital de la ciudad, con pronóstico optimista, ha hecho saber su padre en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter.

El Ministerio de Exteriores afgano ha pedido al Gobierno de Pakistán que tome las medidas necesarias inmediatas para garantizar la plena seguridad de la Embajada y los consulados afganos, así como la inmunidad de los diplomáticos del país y sus familias de acuerdo con los tratados y convenciones internacionales, según el comunicado.

La Policía paquistaní ha abierto una investigación inmediata mientras políticos locales ya han mostrado sus primeros gestos de simpatía hacia la víctima. "Es mujer joven que no debería enfrentarse NINGÚN obstáculo para caminar por el centro de Islamabad", ha declarado la senadora del Partido Popular de Pakistán, Sherry Rehman. "Se trata de un ataque a Pakistán y a los valores que defendemos", ha añadido.

"Pakistán ya se enfrenta a la inestabilidad debido a las consecuencias de la escalada de violencia en Afganistán, razón por la cual una paz liderada por Afganistán es tan importante", concluyó, en referencia a las conversaciones de paz en el país vecino entre el Gobierno y los insurgentes talibán.

Contador