Publicado 22/09/2020 16:52CET

Afganistán.- El Gobierno y los talibán se acusan mutuamente del repunte de la violencia en Afganistán

Afganistán.- El Gobierno y los talibán se acusan mutuamente del repunte de la vi
Afganistán.- El Gobierno y los talibán se acusan mutuamente del repunte de la vi - SAYED MOMINZADAH / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

MADRID, 22 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Afganistán y los talibán han intercambiado acusaciones este martes a causa del repunte de la violencia en el país, en un momento en el que ambos se encuentran inmersos en unas históricas conversaciones de paz en Qatar para intentar alcanzar un acuerdo que ponga fin al conflicto.

El portavoz del Ministerio de Defensa afgano, Tariq Arian, ha afirmado que los talibán han llevado a cabo "al menos 7.000 movimientos ofensivos" entre el 22 de marzo y el 20 de septiembre y ha elevado a 3.500 el número de muertos y heridos a causa de estos ataques.

Así, ha destacado que las fuerzas gubernamentales se encuentran en posición de "defensa activa", lo que las autoriza a responder a ataques de los insurgentes, según ha recogido la cadena de televisión afgana Tolo TV.

En este sentido, Rohulá Ahmadzai, también portavoz del Ministerio de Defensa, ha denunciado que "los talibán han continuado sus ataques contra las fuerzas de seguridad en varias partes de Afganistán y las fuerzas afganas se han defendido en el marco de la defensa activa".

Sin embargo, el grupo fundado por el mulá Mohamed Omar ha rechazado las cifras facilitadas por las autoridades y han recalcado que han sido las operaciones a gran escala de las fuerzas gubernamentales en nueve provincias las que han desencadenado un aumento de los combates.

Faruq Majró, miembro del equipo negociador gubernamental, ha señalado que "este es el motivo por el que se están realizando esfuerzos para un acuerdo que vaya a favor de la nación afgana". "Sentimos el dolor, profundamente", ha sostenido.

En esta línea se ha expresado, Rasul Talib, también miembro de la delegación gubernamental, quien ha sostenido que "la continuación de la violencia no es aceptable". "Un alto el fuego es la prioridad para el equipo negociador de Afganistán", ha remachado.

Por contra, Mohamad Naim, portavoz de los talibán en Doha, aseguró la semana pasada que el grupo no aceptará un alto el fuego hasta que no se aborden las causas de la guerra en las conversaciones de paz en Qatar.

El proceso de diálogo entre el Gobierno afgano y los talibán comenzó el 12 de agosto tras varios meses de retraso por las dificultades a la hora de completar en el canje de detenidos contemplado por el acuerdo de paz de Doha, firmado por los talibán con Estados Unidos sin la participación del Ejecutivo de Kabul.