Publicado 22/07/2021 14:15CET

Afganistán.- Pakistán critica las acusaciones "estúpidas" de Afganistán y dice que "avergüenzan" a Kabul

Archivo - El primer ministro de Pakistán, Imran Jan
Archivo - El primer ministro de Pakistán, Imran Jan - Zulaikha Zainuzman/BERNAMA/dpa - Archivo

Rusia recalca que apoyará a Tayikistán si es necesario ante los avances de los talibán

MADRID, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

El asesor de Seguridad Nacional de Pakistán, Moid Yusuf, ha criticado este jueves las afirmaciones "estúpidas" por parte de algunos altos cargos afganos contra Islamabad, en medio de un nuevo aumento de las tensiones bilaterales durante los últimos días.

"Pakistán sigue comprometido a facilitar un acuerdo político inclusivo en Afganistán", ha dicho Yusuf, antes de criticar "las afirmaciones incendiarias y engañosas por parte de algunos saboteadores en Kabul que, desafortunadamente para los hermanos y hermanas afganas, les fueron impuestos como líderes y que intentando constantemente viciar las relaciones bilaterales para desviar la atención de sus fracasos".

Así, ha indicado que "Afganistán está siendo avergonzado a diario por estas afirmaciones estúpidas" y ha añadido que "los afganos deberían estar seguros de que todo el mundo puede ver la agenda maligna de estos saboteadores".

"No permitiremos que unas pocas mentes venenosas afecten al apoyo de Pakistán a todos los afganos por la paz y la estabilidad", ha puntualizado Yusuf, en una serie de mensajes publicados en su cuenta oficial en la red social Twitter.

Las palabras de Yusuf llegan días después de que Afganistán retirara a su personal diplomático de Islamabad tras denunciar que la hija de su embajador había sido secuestrada y torturada por personas no identificadas, lo que está siendo investigado por las autoridades paquistaníes.

Asimismo, el vicepresidente primero afgano, Amrulá Salé, acusó la semana pasada a Islamabad de emitir una "advertencia oficial" a Kabul sobre sus planes para lanzar operaciones contra los talibán en un importante paso fronterizo tomado recientemente por los insurgentes, lo que ha sido rechazado por el país vecino.

El primer ministro de Pakistán, Imran Jan, rechazó la semana pasada las críticas vertidas por el presidente afgano, Ashraf Ghani, y pidió a Kabul que considere a Islamabad como "un socio de paz" en lugar de acusarlo del repunte de los combates en territorio afgano.

RUSIA DICE QUE APOYARÁ A TAYIKISTÁN

En otro orden de cosas, las autoridades rusas han asegurado este mismo jueves que adoptará medidas para evitar una agresión contra Tayikistán en caso de que sea necesario, tras los recientes avances de los talibán en esta zona fronteriza.

"Rusia, si surge la necesidad, tomará todas las medidas adecuadas para impedir la agresión o las provocaciones territoriales conforme al espíritu de la cooperación estratégica ruso-tayika", ha valorado el viceministro de Exteriores ruso Andrei Rudenko.

Rudenko ha dicho que los talibán "controlan de lleno la frontera con Tayikistán" mientras que "numerosas organizaciones terroristas internacionales, como Estado Islámico y células de Al Qaeda, fortalecen sus posiciones" en territorio afgano.

Sin embargo, fuentes del Comité de Seguridad Nacional de Tayikistán han señalado que "no es verdad" que los talibán controlen toda la extensión de la frontera. "Como mucho, un 80 por ciento", ha valorado estas fuentes, según ha informado la agencia rusa de noticias Sputnik.

Rudenko ha destacado que Moscú mantiene además contactos con Uzbekistán para abordar "el conflicto afgano y su impacto negativo en los estados limítrofes en Asia Central", que ha descrito como un motivo de "preocupación" para Rusia.

"Uzbekistán, nuestro aliado y socio estratégico, tiene frontera común con Afganistán. Estamos preparados para prestar una ayuda adicional a nuestros amigos de surgir tal necesidad y de recibir la respectiva solicitud de los dirigentes uzbecos", ha argüido.

Por su parte, los talibán han anunciado durante la jornada la liberación de 145 personas a las que mantenían detenidas con motivo de la festividad musulmana de Eid al Adha (Festividad del Sacrificio), un día después de hacer lo mismo con otras 80, según el portavoz de la oficina política del grupo en Qatar, Mohamed Naim.

Contador