Publicado 13/05/2020 18:01:51 +02:00CET

Afganistán.- El "repugnante ataque" contra la maternidad en Kabul fuerza a MSF a suspender sus actividades

Afganistán.- El "repugnante ataque" contra la maternidad en Kabul fuerza a MSF a
Afganistán.- El "repugnante ataque" contra la maternidad en Kabul fuerza a MSF a - FRÉDÉRIC BONNOT/MSF
Hospital atacado Hospital atacado

Un bebé nació durante el asalto al hospital, que se prolongó durante varias horas

MADRID, 13 May. (EUROPA PRESS) -

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha reconocido este miércoles su devastación tras el "repugnante ataque" registrado el martes contra la maternidad que gestiona en el hospital de Dasthte Barchi, en Kabul, que ha obligado a la organización a suspender por ahora la asistencia que brindaba a embarazadas y madres junto a recién nacidos.

Según el último balance ofrecido por las autoridades, el ataque se saldó con 24 civiles muertos y otros 16 heridos. En un comunicado, la ONG ha indicado que entre los fallecidos hay "varios pacientes y tenemos indicios de que al menos uno de nuestros colegas afganos también ha muerto".

"MSF condena este acto de violencia cobarde y sin sentido, que ha costado la vida de muchas personas. El ataque ha privado también a mujeres y bebés de un servicio de atención médica básico y fundamental en un contexto donde la atención esencial ya es limitada", ha subrayado la organización, asegurando que "más que nunca se solidariza con el pueblo afgano".

El asalto, durante el que se emplearon disparos y artefactos explosivos, se produjo "mientras eran atendidas, en uno de los momentos más vulnerables de la vida, numerosas mujeres embarazadas y madres con sus bebés", ha explicado MSF, precisando que incluso, dado que se prolongó durante varias horas, un bebé nació durante el mismo. "Ambos se encuentran sanos y salvos", ha precisado.

Por el momento, ha precisado MSF, "las actividades médicas en la maternidad de Dashte Barchi están suspendidas, pero no canceladas". "Las pacientes y sus hijos han sido evacuadas a hospitales cercanos y el personal sanitario está ahora en un lugar seguro", ha aclarado.

"Nuestro equipo médico está haciendo todo lo posible para dar seguimiento a los recién nacidos en la maternidad, para garantizar la mejor atención posible a las pacientes y a las personas que han resultado heridas, y para brindar atención psicológica y todo el apoyo posible al personal afectado y a quien lo requiera", ha precisado.

MSF abrió la maternidad de 55 camas en el hospital de Dashte Barchi en 2014. El centro se encuentra en el oeste de la capital, donde residen más de 1,5 millones de personas. Desde el comienzo del año, han nacido ahí 5.401 bebés y otros 524 han sido atendidos en la UCI de neonatos y en la unidad de "cuidado canguro".

"Nuestro equipo (parteras, personal médico y de enfermería, y el personal administrativo, de limpieza y cocina, y los vigilantes) brindan valiosos servicios a las mujeres que necesitan atención materna, especialmente para aquellas con partos complicados", ha resaltado la ONG.

Contador