Publicado 21/10/2021 20:35CET

Alemania/Bielorrusia.- La Policía de Alemania, preocupada ante el aumento de la llegada de migrantes desde Bielorrusia

08 October 2021, Baden-Wuerttemberg, Oberndorf A.N.: Police officers stand guard in front of the German defence manufacturing company Heckler & Koch while activists of the alliance "Disarm Rheinmetall" block the main entrance of the company during of a pr
08 October 2021, Baden-Wuerttemberg, Oberndorf A.N.: Police officers stand guard in front of the German defence manufacturing company Heckler & Koch while activists of the alliance "Disarm Rheinmetall" block the main entrance of the company during of a pr - Silas Stein/dpa

BERLÍN, 21 Oct. (DPA/EP) -

La Policía de Alemania se ha mostrado preocupada este jueves ante el aumento de la llegada de migrantes de Bielorrusia, que arriban al país desde la frontera germano polaca en medio de una crisis migratoria que se ha intensificado en los últimos meses y que enfrenta a Bruselas y Minsk.

Desde principios de año 3.478 personas han cruzado ilegalmente la frontera entre Alemania y Polonia hacia el estado de Brandeburgo tras viajar allí desde Bielorrusia, ha informado el jueves la Policía federal, que ha avisado de que la frontera se ha convertido en un punto caliente de migración ilegal, con 1.922 cruces solo del 1 al 20 de octubre.

En respuesta a las sanciones impuestas por la Unión Europea, el presidente bielorruso, Alexander Lukashenko, dijo en mayo que Bielorrusia dejaría de impedir que los migrantes ilegales procedentes de Irak, Siria y otros países utilizaran su país como ruta de tránsito hacia la UE.

Desde entonces, han aumentado los informes sobre intentos de cruce ilegal en las fronteras exteriores de la UE con Bielorrusia, una de ellas la frontera con Polonia.

Los dirigentes de la UE han acusado a Lukashenko de organizar vuelos desde países como Irak y luego canalizar a los inmigrantes hacia la frontera.

Según el Ministro del Interior de Brandenburgo, Michael Stuebgen, Alemania está estudiando la posibilidad de crear un centro de registro en la región, que rodea a Berlín, para procesar las llegadas con mayor rapidez.

El plan contempla que la Policía Federal se encargará de las pruebas de coronavirus, los controles de seguridad y la atención inicial, mientras que la Oficina Federal de Migración y Refugiados organizará la distribución a otros estados.