Publicado 28/08/2021 16:44CET

Alemania.- Al menos 36 detenidos en Berlín durante nuevas protestas contra las medidas de restricción

28 August 2021, Berlin: Policemen argue with a man during a protest against coronavirus-related policies. Photo: Paul Zinken/dpa
28 August 2021, Berlin: Policemen argue with a man during a protest against coronavirus-related policies. Photo: Paul Zinken/dpa - Paul Zinken/dpa

BERLÍN, 28 Ago. (DPA/EP) -

Varios miles de personas han protestado este sábado en Berlín contra la estrategia del Gobierno alemán para hacer frente al coronavirus, y en particular las restricciones que siguen vigentes, como la obligación de usar mascarillas, en una marcha que ha desembocado en al menos 36 detenciones provisionales.

Después de que varias concentraciones individuales previstas para este fin de semana fueran prohibidas por las autoridades, en virtud de las mismas normas contra las que los manifestantes querían protestar, finalmente ha acabado reuniéndose una multitud tan numerosa como dispersa que comenzó a recorrer las calles acompañada por agentes de policía a pie, en furgonetas e incluso en un helicóptero.

Amplias zonas del barrio gubernamental de Berlín fueron acordonadas y por ahora se tiene constancia de 36 detenciones provisionales. Según la Policía se produjeron varios ataques a los agentes, uno de los cuales resultó herido.

La Policía estaba preparada para una multitud mayor, con unos 2.000 agentes desplegados, incluidos algunos de otras fuerzas de Alemania. La gran mayoría de las personas caminaban sin mascarillas ni otras medidas de protección.

Las autoridades prohibieron nueve manifestaciones, incluida la del movimiento Querdenken, un grupo de escépticos del coronavirus, activistas de extrema derecha y antivacunas, que iba a marchar por una de las principales calles de Berlín.

Cuatro manifestaciones desafiaron la prohibición policial en los tribunales, una de ellas con éxito, consiguiendo finalmente el permiso para una reunión de 500 manifestantes tanto el sábado como el domingo.

La Policía presta especial atención a este tipo de concentraciones desde que hace un año las grandes protestas contra las restricciones del coronavirus en Berlín acabaron con manifestantes rompiendo las barreras del Reichstag, sede del Parlamento alemán, y ocupando brevemente una de sus escaleras principales, lo que provocó una gran indignación en el país.

Contador