Publicado 09/12/2021 18:03CET

AMP.- Armenia/Azerbaiyán.- Azerbaiyán denuncia la muerte de un militar por disparos de Armenia en la frontera

Las autoridades armenias alertan de al menos dos heridos entre sus militares

MADRID, 9 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Azerbaiyán ha denunciado este jueves la muerte de un militar por disparos del Ejército armenio en la frontera entre ambos países, en lo que ha descrito como "otra provocación" por parte de las Fuerzas Armadas de Armenia.

"Como resultado de otra provocación cometida por las Fuerzas Armadas de Armenia durante la noche del 8 de diciembre en dirección a la región de Kalbajar, el soldado Aliyev Asif Adil se ha convertido en mártir", ha señalado el Ministerio de Defensa azerí a través de un comunicado.

Asimismo, ha recalcado que "como resultado de las medidas relevantes adoptadas por las unidades del Ejército azerí, el lado opuesto ha sido suprimido". "La cúpula militar y política de Armenia tiene toda la responsabilidad por estas nuevas tensiones", ha zanjado.

Por su parte, el Ministerio de Defensa armenio ha acusado al Ejército azerí de "abrir fuego con armas de diferente calibre en dirección a posiciones de combate de las Fuerzas Armadas armenias ubicadas en la zona oriental de la frontera".

"Los disparos del enemigo fueron silenciados por acciones de respuesta", ha manifestado antes de aclarar que por el momento hay al menos dos heridos entre las filas armenias. Asimismo, ha reclamado a Bakú que "evite acciones provocativas destinadas a agravar la situación".

"El 9 de diciembre dos militares sufrieron heridas leves de bala en el lado armenio, en la zona oriental de la frontera. A partir de las 18.00 horas, el intercambio de disparos ha cesado", indica la entidad en un comunicado.

El miércoles, el organismo indicó que las fuerzas azeríes abrieron fuego contra posiciones armenias desplegadas en la zona.

Armenia y Azerbaiyán protagonizaron un enfrentamiento hace un año por el control de Nagorno-Karabaj, un territorio con población mayoritariamente armenia que es foco de conflicto desde que decidiera separarse en 1988 de la región de Azerbaiyán integrada en la Unión Soviética.

Las hostilidades entre ambos países se prolongaron durante seis semanas y dejaron miles de muertos. Finalmente cesaron cuando los dos países alcanzaron un acuerdo sobre el alto el fuego con la mediación de Rusia, por el que se permitía que las fuerzas de paz rusas se establecieran en Nagorno Karabaj por un periodo de cinco años.

Sin embargo, ambos países protagonizaron nuevos enfrentamientos en noviembre que amenazaron con recrudecer la situación en la frontera, si bien Ereván y Bakú confirmaron poco después una tregua alcanzada nuevamente con la mediación de Rusia.