Publicado 26/11/2021 07:14CET

AMP.- Bolivia.- Bolivia descarta que haya grupos irregulares en Santa Cruz tras el incidente con periodistas y policía

El ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo del Castillo.
El ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo del Castillo. - MINISTERIO DE GOBIERNO BOLIVIA

Ordenan prisión preventiva para uno de los principales acusados por el secuestro

MADRID, 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo del Castillo, ha negado este jueves la existencia de grupos irregulares en la provincia de Guarayos, ubicada en el departamento de Santa Cruz, después del incidente sufrido por periodistas y agentes de Policía, que fueron retenidos por un grupo armado a finales de octubre.

"No son grupos irregulares, son personas de carácter individual que han cometido delitos", ha incidido Del Castillo en rueda de prensa, donde ha insistido en que la Justicia "corroborará" esta circunstancia según avancen las investigaciones.

Según el ministro boliviano, las autoridades investigan "el otro lado de la moneda", la supuesta existencia de grupos "minúsculos" de personas "enviadas por empresarios", según ha recogido 'Página Siete'. En este sentido, ha reiterado que el Gobierno "no tolera la violencia" en Bolivia.

En este contexto, la Policía de Bolivia anunció el miércoles la detención de Sixto C., uno de los principales acusados de haber retenido a los afectados. Su arresto se ha producido en el marco de un operativo policial en el que otro sospechoso, Paulino C., ha logrado escapar.

En una audiencia cautelar virtual, el juez de Guarayos Roberto Hurtado ha ordenado prisión preventiva por un periodo de seis meses para el detenido, quien se ha acogido a su derecho al silencio y no ha ofrecido ningún testimonio sobre los hechos, informa el medio boliviano 'La Razón'.

Sixto C. es acusado de un delito de lesiones graves, así como otros de robo agravado, posesión de arma de fuego, privación de libertad, tentativa de homicidio y amenazas, mientras a Paulino C. se le acusará también de disparar contra las autoridades policiales y fiscales en el marco de su huida en su intento de detención.

El suceso tuvo lugar en el marco de una disputa por unas tierras que supuso que los periodistas, policías y otras personas estuvieran retenidos durante al menos siete horas en un lugar denominado Las Londras. Uno de los periodistas relató que fueron sorprendidos por personas encapuchadas y armadas que efectuaron varios disparos.

Del Castillo ya anunció que el Ejecutivo boliviano tiene previsto emprender acciones legales contra el grupo armado y garantizó que se utilizarán "todas las herramientas" disponibles contra ellos.

Contador