Publicado 20/03/2020 13:06:36 +01:00CET

AMP.- Coronavirus.- Malasia desplegará al Ejército para vigilar el cumplimiento del confinamiento por coronavirus

AMP.- Coronavirus.- Malasia desplegará al Ejército para vigilar el cumplimiento
AMP.- Coronavirus.- Malasia desplegará al Ejército para vigilar el cumplimiento - Muqtadir Halim (str)/BERNAMA/dpa

KUALA LUMPUR, 20 Mar. (DPA/EP) -

Las Fuerzas Armadas de Malasia se desplegarán a partir del domingo por las calles de las principales ciudades del país junto a la Policía para vigilar el cumplimiento del confinamiento domiciliario impuesto por las autoridades para frenar la expansión de la pandemia del nuevo coronavirus.

El Ministerio de Defensa ha avanzado este viernes que "el Ejército ayudará a la Policía a controlar situación para garantizar que las personas obedecen las órdenes relativas a las restricciones" por la pandemia del coronavirus, que ha dejado en este país 1.030 personas contagiadas y dos víctimas mortales.

Este lunes, el primer ministro de Malasia, Muhyiddin Yassin, ha anunciado que desde el miércoles y hasta el 31 de marzo los ciudadanos malasios no podrán abandonar el país y solo se podrán entrar los extranjeros que trabajen en "servicios esenciales".

La mayoría de las empresas permanecen cerradas, salvo las tiendas de alimentos y las farmacias. El Gobierno ya ha advertido a los ciudadanos que no deben salir de sus domicilios salvo para comprar productos esenciales.

Sin embargo, los mandos policiales se han quejado durante esta semana de que los ciudadanos siguen saliendo a la calle a pesar de la orden del Gobierno de que se queden en sus casas para evitar contagios. El ministro de Defensa de Malasia, Ismail Sabri Yaakob, ha dicho en una rueda de prensa que la ayuda del Ejército "el control de los movimientos se va imponer mejor".

Las cifras se multiplicaron por cinco la semana pasada, lo que llevó al Ministerio de Sanidad a advertir de que podría haber un "tsunami" de casos si no se cumplen las medidas de confinamiento.

La mayoría de los nuevos casos están relacionados con una ceremonia islámica celebrada en las afueras de Kuala Lumpur a finales de febrero y que contó con la asistencia de 15.000 personas, incluidos 1.500 extranjeros.

Ismail ha dicho que cerca de 4.000 personas que acudieron a la ceremonia y que no se han hecho las pruebas del coronavirus van a ser localizadas por la Policía para que se sometan al test.

Contador