Publicado 08/01/2021 18:49CET

AMP.- EEUU.- EEUU perdió 140.000 empleos en diciembre, pero el paro se mantuvo en el 6,7%

22 August 2020, US, Davenport: A masked man is seen through an American flag during an 'American patriot 2A March' near Modern Woodmen Park. Photo: Meg Mclaughlin/Dispatch Argus via ZUMA Wire/dpa
22 August 2020, US, Davenport: A masked man is seen through an American flag during an 'American patriot 2A March' near Modern Woodmen Park. Photo: Meg Mclaughlin/Dispatch Argus via ZUMA Wire/dpa - Meg Mclaughlin/Dispatch Argus vi / DPA - Archivo

La mayor economía mundial cuenta con 9,8 millones de ocupados menos que antes de la pandemia

WASHINGTON, 8 Ene. (EUROPA PRESS) -

La economía estadounidense destruyó 140.000 puestos de trabajo en el mes de diciembre como consecuencia principalmente del impacto de las medidas implementadas para frenar la propagación de la segunda oleada de contagios de Covid-19, aunque la tasa de paro del país se mantuvo estable en el 6,7%, según los datos publicados este viernes por la oficina de estadísticas laborales del Departamento de Trabajo estadounidense.

"La disminución del empleo refleja el reciente aumento de casos de coronavirus y los esfuerzos para contener la pandemia", ha explicado la agencia, destacando que las pérdidas de puestos de trabajo en sectores como el ocio, la hostelería y la educación privada se compensó parcialmente con las ganancias registradas en servicios profesionales, comercio minorista y la construcción.

En el último mes de 2020, EE.UU. destruyó 45.000 puestos de trabajo en el sector público y 95.000 en el privado. En contraste, en diciembre de 2019 la economía estadounidense generó 145.000 nuevos empleos.

Los gobiernos locales recortaron 32.000 puestos de trabajo y otros 20.000 se perdieron a nivel estatal, mientras que el Gobierno federal creó 6.000 empleos. Desde el pasado mes de febrero, el empleo público en EE.UU. ha caído en 1,3 millones.

En diciembre de 2019, la tasa de paro de EE.UU. era del 3,6%, con 5,84 millones de desempleados y 158,73 millones de ocupados, frente a los 10,73 millones de parados y 149,83 millones de ocupados del último mes de 2020, lo que indica la pérdida de casi 9 millones de puestos de trabajo en un año. En comparación con febrero de 2020, el número de nóminas no agrícolas se ha desplomado en 9,8 millones, según el Departamento de Trabajo.

Por sectores, el empleo en ocio y hostelería se redujo en 498.000 personas, de las que tres cuartas partes (372.000) correspondieron a servicios de alimentación y bebidas, mientras que la industria de ocio y los juegos de azar perdió 92.000 nóminas en diciembre (-92,000) y el sector del alojamiento otras 24.000.

Desde el pasado mes de febrero, el empleo en el sector del ocio y hostelería ha destruido 3,9 millones de puestos de trabajo, el 23,2% del total.

"Si bien las sombrías cifras de diciembre representan un débil paso hacia 2021, se espera que la recuperación del mercado laboral se fortalezca durante la primavera y el verano, gracias a las vacunas", indicó Kathy Bostjancic, analista de Oxford Economics.

"Prevemos un promedio mensual de creación de empleo de algo más de 400.000 nóminas en 2021, con un comienzo de año lento seguido de un 'mini boom' en verano, lo que permitirá a la economía recuperar alrededor de 6 millones de empleos", añadió.

TASA DE PARO EN EL 6,7%.

En diciembre, tanto la tasa de paro (6,7%) como el número de desempleados registrados (10,7 millones) se situaban muy por debajo de los máximos contabilizados en abril de 2020, cuando la tasa de paro llegó al 14,8% y la cifra de desempleados se disparó hasta los 23,1 millones. No obstante, ambas referencias se mantienen sustancialmente por encima de los niveles precrisis, cuando en febrero de 2020 la tasa de paro era del 3,5% y el número de desempleados alcanzaba los 5,7 millones.

De su lado, del total de desempleados en diciembre, el número de parados temporales aumentó en 277.000 personas, hasta los 3 millones de afectados, muy por debajo del récord de 18 millones del pasado mes de abril, aunque todavía 2,3 millones por encima del nivel observado en febrero de 2020.

En el caso de los desempleados permanentes, la cifra en diciembre disminuyó en 348.000 personas, hasta 3,4 millones, todavía 2,1 millones más que en febrero del año pasado.

En diciembre, los desempleados con menos de cinco semanas en paro aumentaron en 449.000 personas, hasta 2,9 millones, mientras que aquellos sin trabajo durante un periodo de entre 15 y 26 semanas disminuyeron en 303.000, hasta 1,6 millones, y los desempleados de larga duración, con al menos 27 semanas sin trabajo se mantuvo estable en 4 millones de personas.

Entre los distintos grupos de trabajadores, la tasa de paro de los jóvenes era del 16% y la de los hombres adultos del 6,4%, mientras que entre las mujeres era del 6,3%. Por razas, el desempleo entre los trabajadores blancos era del 6%, frente al 9,9% entre los trabajadores negros y el 5,9% entre los trabajadores asiáticos.

En diciembre, el 23,7% de las personas ocupadas trabajaba a distancia debido a la pandemia de coronavirus, frente al 21,8% de noviembre. De su lado, 15,8 millones de personas informaron de que no habían podido trabajar porque su empleador cerró o perdió el negocio debido a la pandemia, es decir, no trabajaron en absoluto o trabajaron menos horas en algún momento de las últimas 4 semanas debido a la pandemia, lo que supone un alza de un millón respecto de noviembre.