Publicado 27/06/2024 12:02

AMP.- Irán.- Los dos candidatos ultraconservadores a la Presidencia de Irán se retiran un día antes de las elecciones

June 3, 2024, Tehran, Iran: Iranian conservative politician, ENT surgeon, and the current Vice President of Iran and head of the Foundation of Martyrs and Veterans Affairs AMIR-HOSSEIN GHAZIZADEH HASHEMI , waves after he registers for candidacy on the las
June 3, 2024, Tehran, Iran: Iranian conservative politician, ENT surgeon, and the current Vice President of Iran and head of the Foundation of Martyrs and Veterans Affairs AMIR-HOSSEIN GHAZIZADEH HASHEMI , waves after he registers for candidacy on the las - Europa Press/Contacto/Rouzbeh Fouladi

El alcalde de Teherán pide a los dos principales conservadores que unan fuerzas para hacer frente al único candidato reformista

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

Los dos candidatos ultraconservadores a las elecciones presidenciales anticipadas que se celebrarán este viernes en Irán a causa de la muerte en mayo del mandatario, Ebrahim Raisi, en un accidente de helicóptero han anunciado que se retiran de la carrera, en un esfuerzo por aglutinar el voto conservador frente al único candidato reformista en liza, Masud Pezeshkian.

El candidato presidencial iraní Amirhosein Qazizadé Hashemi ha sido el primero en anunciar su retirada de la carrera electoral y ha asegurado que ha tomado la decisión a petición del Consejo de Guardianes, que se encarga de cribar las candidaturas presentadas, con el objetivo de "preservar la unidad" de la revolución islámica.

"Con el fin de preservar la unidad de las fuerzas de la revolución y en respuesta a la petición escrita en consenso por el Consejo de Guardianes de la revolución y de algunos eruditos y simpatizantes, espero que mis otros tres hermanos también estén de acuerdo en el tiempo restante para que el frente de la revolución se fortalezca", ha expresado Hashemi en su cuenta de la red social X.

Tras ello, ha mostrado su gratitud a las autoridades iraníes y ha expresado su deseo de que "el camino" del expresidente Ebrahim Raisi, fallecido en un accidente de helicóptero en la provincia de Azerbaiyán Occidental (noroeste), continúe "de la mejor manera".

Asimismo, el alcalde de Teherán, Alireza Zakani, ha publicado un comunicado en su cuenta en X en el que ha anunciado que también da un paso a un lado y ha reclamado a los dos principales candidatos conservadores, Mohamad Baqer Qalibaf y Said Jalili, que unan fuerzas para garantizar la victoria del "frente revolucionario".

"He continuado hasta el fin del periodo legal de la competición, pero la continuación del camino del mártir Raisi es más importante", ha dicho Zakani, quien ha reclamado a los dos principales candidatos conservadores que "se unan y no dejen sin respuesta las correctas demandas de las fuerzas revolucionarias".

Así, ha recalcado la importancia de "evitar la formación de un tercer gobierno de Rohani", en referencia al expresidente reformista Hasán Rohani, quien lideró el país entre 2013 y 2021 --cuando fue sustituido por Raisi-- y quien ha expresado en los últimos días su apoyo a Pezeshkian.

Zakani ha recalcado que el país "se acerca a un momento decisivo" y ha reiterado su llamamiento a Jalili y Qalibaf, a los que ha descrito como "sus queridos hermanos", que "busquen la unidad y la coherencia". "Elijan a sus colegas de entre los elementos que creen en los ideales de la revolución", ha argumentado.

Estas decisiones llegan después de que el líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jamenei, criticó veladamente esta misma semana a Pezeshkian al afirmar que "aquel que muestra la más mínima oposición a la revolución (...) o al sistema islámico, no es útil ni bueno" para la población, tras las críticas del político reformista a la represión de las protestas desatadas tras la muerte de Mahsa Amini y su petición de volver al acuerdo nuclear de 2015.

Además de Jalili, Qalibaf y Pezeshkian, otro candidato conservador, Mosfatá Purmohamadi, continúa en la carrera hacia la Presidencia iraní. Jamenei pidió además una "máxima participación" en la votación, que tendrá lugar apenas unos meses después de las legislativas, marcadas por la baja participación --en mínimos históricos--, por los llamamientos al boicot por parte de la oposición para denunciar la represión por parte de las autoridades.

Contador