Publicado 10/02/2021 17:45CET

AMP.- Pakistán.- El Supremo de Pakistán se pronuncia contra la ejecución de tres condenados con enfermedades mentales

Amnistía Internacional aplaude la "histórica" decisión de la corte

MADRID, 10 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal Supremo de Pakistán se ha pronunciado este miércoles contra la ejecución de tres presos condenados a muerte que sufren diversas enfermedades mentales y ha ordenado que sus sentencias sean conmutadas por la cadena perpetua.

El tribunal ha indicado que si los presos no son capaces de entender la lógica tras su castigo a causa de una enfermedad mental, ejecutar la pena "no cumple el objetivo de justicia", tras un proceso de apelación presentado por la defensa de Kanizan Bibi, Imdad Alí y Ghulam Abbas, quienes llevan 30, 18 y 14 años en el corredor de la muerte, respectivamente.

De esta forma, el tribunal ha ordenado al gobierno de la provincia de Punyab (sureste) que traslade a los condenados al Instituto de Salud Mental de Punyab para que reciban tratamiento, según ha informado el diario paquistaní 'Dawn'.

Asimismo, ha reclamado a las autoridades paquistaníes que enmienden las reglas que rigen el funcionamiento de las prisiones en todo el territorio y que se cree un comité médico integrado por cinco psiquiatras "para examinar y evaluar a los condenados en el corredor de la muerte que sufren enfermedades mentales para "garantizar que (...) no son ejecutados".

Por otra parte, ha reclamado la puesta en marcha de programas de formación sobre salud mental forense y que las academias judiciales provinciales realicen cursos para jueces, fiscales y abogados sobre salud mental, de cara a una mejora de los procedimientos.

El Supremo ha hecho hincapié sin embargo en que no todas las enfermedades mentales suponen una exención de la aplicación de la pena de muerte y ha resaltado que expertos deben validar que el afectado "no tiene las funciones mentales necesarias para valorar la lógica detrás de la sentencia dictada contra él".

Alí Haider Habib, portavoz de Justice Project Pakistán, una organización caritativa que dio ayuda legal a los tres condenados, se ha mostrado contento con este "falló histórico". "Esperemos que siente un precedente para todos los tribunales que condenen a presos con enfermedades mentales", ha valorado.

"Esperamos que las normas detalladas en el fallo lleguen a todos los niveles del personal judicial y penitenciario para que las enfermedades mentales puedan ser detectadas y tratadas, en lugar de ignoradas y negadas", ha dicho, en declaraciones concedidas a la agencia alemana de noticias DPA.

Pakistán puso fin a una moratoria no oficial de seis años a la pena de muerte tras el asesinato de más de 150 personas, la mayoría niños, en un ataque ejecutado en diciembre de 2014 por Tehrik-i-Taliban Pakistan (TTP) contra un colegio militar en Peshawar. Desde entonces han sido ajusticiadas más de 500 personas.

AMNISTÍA APLAUDE LA DECISIÓN DE LA CORTE

La ONG Amnistía Internacional (AI) ha aplaudido la decisión de la corte y ha matizado que se trata de una "paso histórico" en cuanto a la pena de muerte y la defensa de las personas con enfermedades mentales.

En un comunicado, la investigadora de la organización para Pakistán, Rimmel Mohydin, ha aseverado que la pena contra los acusados deberían haber sido "librados de la pena de muerte en cuanto fueron planteados sus historiales de graves enfermedades mentales".

"Esta histórica decisión sienta un precedente para detener la ejecución de presos que se encuentren en condiciones similares, muchos de los cuales tienen aún que ser diagnosticados", ha aseverado.

No obstante, Mohydin ha resaltado la necesidad de "abolir la pena de muerte" en sí misma. "Instamos al Gobierno paquistaní a retrasar todas las ejecuciones como primer paso en esta dirección", ha afirmado.